18-01-2022 Las investigadoras María Victoria García-Ortiz y María José de la Torre Aguilar en el laboratorio. Imagen archivo - Europa Press

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

En un estudio llevado a cabo por la Universidad de Córdoba (UCO), el Instituto Maimónides de Investigación Biomédica (Imibic) y el Hospital Universitario Reina Sofía sobre los cambios epigenéticos de pacientes con Trastorno del Espectro Autista (TEA) se ha encontrado dos posibles marcadores que podrían ayudar al mejorar el futuro de las personas con autismo. En concreto, se han conseguido varios indicios sobre los cambios que se produce a nivel epigenético en pacientes con TEA.

La epigenética se define como el estudio de los mecanismos que regulan la expresión de los genes sin que se produzca necesariamente un cambio en la secuencia del ADN. El estudio se basa en la observación y comparación de muestras de sangre extraídas de 50 pacientes infantiles con autismo y 50 pacientes infantiles sin dicho trastorno para buscar alteraciones de metilación en el ADN, un proceso que «apaga» a los genes cuando no son necesarios según la etapa de la vida, y que, cuando se altera su patrón normal, desempeña un papel crucial en muchas enfermedades.

En cuanto a los resultados de este estudio, se ha observado que dicha metilación se encuentra en un alto nivel en los pacientes con TEA, relacionado con la adhesión celular, una molécula que mantiene una relación con el Trastorno del Espectro Autista. Este alto nivel de metilación provoca mayor descontrol en los genes, pues cuanta más metilación, más «interruptores» de apagado y encendido en los genes.

Por otro lado, también se han encontrado diferencias en los patrones de metilación de este gen y de otra molécula (NGF) relacionada con el sistema nervioso de pacientes con autismo y los que no padecen dicha enfermedad.

Asimismo, esto dos genes encontrados podrían convertirse en dos biomarcadores para facilitar el diagnostico de la enfermedad a los pacientes, con el objetivo de poder mejorar en el futuro y aplicar tratamientos más específicos e individualizados.