El presidente de la Gerencia Municipal de Urbanismo de Córdoba, Salvador Fuentes, con personal del organismo autónomo y vecinos en Olivos Borrachos. - AYUNTAMIENTO DE CÓRDOBA

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

El presidente de la Gerencia Municipal de Urbanismo de Córdoba, Salvador Fuentes, ha informado este martes de que en el presupuesto del organismo autónomo para 2021 se recogen 180.000 euros para adecentar un extremo de la calle José Alcaide Irlán en Olivos Borrachos en el primer semestre del próximo año, con el fin de habilitar aparcamientos, zona verde y de parque para niños y mayores.

En declaraciones a los periodistas, acompañado de personal de la GMU y vecinos de la zona, el concejal ha subrayado que esta obra era «muy necesaria para este barrio, porque estaba absolutamente desestructurado con un ‘codo’ que al final no daba una solución eficaz a la entrada y salida de vehículos».

Al respecto, ha comentado que «había llegado el momento de sentar las bases de un acuerdo con Adif», a la que ha agradecido «su generosidad y colaboración para hacer realidad la reivindicación tan importante», dado que «el escollo de muchos años de los vecinos ha sido la condición ‘sine qua non’ que ponía el Ayuntamiento de que la obra que se va a hacer tenía que ser obligatoriamente con el recodo, con una torre de comunicaciones y su caseta».

Sin embargo, Fuentes ha defendido las conversaciones con Adif en las que se ha mantenido desde el gobierno local que «no había por qué poner esta condición ‘sine qua non’, que Adif renunciase a un cuadrado de unos 60 u 80 metros cuadrados», haciendo «una cesión de uso» del espacio «durante 50 años».

En este sentido, ha destacado que «Adif está procediendo al desmantelamiento de la vía de tren que hacía imposible la recuperación del tramo de tierra que es muy importante a la hora de recuperar una esquina y urbanizar este tramo del barrio».

De este modo, ha precisado que «ahora la Gerencia Municipal de Urbanismo va a continuar con una línea de aparcamientos hasta el tramo del recodo, con un acerado», de manera que «se prolongará una calle que estaba absolutamente improvisada y el triángulo que queda en medio se habilitará como una zona ajardinada y de parque para los niños y mayores, con juegos infantiles y cardiovasculares», ha resaltado.

Según ha manifestado el edil, «es una solución muy simple, muy sencilla, de unos 180.000 euros por parte de la Gerencia y que soluciona un tema que era de justicia», puesto que «se recupera un espacio de calle que era absolutamente necesario» y que estaba parado «sólo porque había que renunciar a unos 60 u 80 metros cuadrados de una torreta y una caseta de comunicaciones», ha apostillado.

En este sentido, el delegado de Urbanismo ha remarcado que «el presupuesto está preparado» y la actuación «se va a hacer de inmediato», porque «Adif ya ha hecho el desmantelamiento de líneas del tren».

Mientras tanto, un portavoz de los vecinos ha elogiado que «el barrio está de enhorabuena» y agradecen a la Corporación que «al final, después de 28 años de pelea, hay una salida en condiciones, porque hasta ahora esto era un desastre», ha expuesto.