Aula.- Imagen de archivo

Javier Collado

Dobuss

Más de 100.000 docentes de Andalucía de la educación pública podrán incorporarse a partir de hoy a los centros, una vez finalizado el régimen ordinario de clases, con el objetivo de desarrollar la evaluación del alumnado y de las actividades habituales para la finalización del curso escolar.

Según informa  la Junta, ya está en coordinación un plan para poner a disposición de profesores y maestros test rápidos de detección del Covid-19, que se realizarán de forma gradual desde el final del curso y hasta el inicio del siguiente a través de las Delegaciones Territoriales. Para este regreso a las aulas de forma presencial, la Consejería ha dictado una serie de instrucciones a los centros para desarrollar las sesiones de evaluación, las garantías procedimentales, la recogida de los libros de texto del programa de gratuidad, así como cualquier otro material, la cumplimentación de la documentación administrativa, la atención a los miembros de la comunidad educativa que lo soliciten y la preparación del próximo curso.

Del mismo modo, se indica que serán realizadas de forma telemática todas aquellas funciones que no requieran la presencia del personal docente en los centros, y que la jefatura de estudios preparará la planificación de estas actividades que sí requieran presencialidad de manera que se faciliten jornadas flexibles y turnos, siempre que sea posible, y con una asistencia escalonada.