Veladores en la Plaza de La Corredera. - Archivo

Javier Collado

Dobuss

A partir de hoy, cerca de seis millones de andaluces entran en la fase 2 del proceso de desescalada, entre ellos, todos los cordobeses. ¿Cuáles son las nuevas actividades permitidas a partir de hoy? Desde este lunes 25 de mayo, dejan de existir casi todas las franjas horarias, es decir, las personas mayores de 14 años y hasta los 70 podrán realizar actividades físicas y practicar deporte a cualquier hora, a excepción del periodo comprendido entre las 10 y las 12 de la mañana y de 7 a 8 de la tarde, que seguirá reservado exclusivamente para los mayores de 70 años y dependientes o con pluripatologías. Del mismo modo, los niños podrán salir acompañados de sus dos progenitores y no de solo uno, como se permitía hasta ahora.

Además, se podrá circular en grupo máximo de 15 personas, siempre guardando las medidas de distanciamiento y seguridad pertinentes. Del mismo modo, las piscinas recreativas podrán abrir con cita previa y un aforo del 30%, organizándose por turnos y sin poder usarse las duchas de los vestuarios.

Otras de las importante medidas es la apertura de las playas al baño, donde los bañistas deberán hacer un uso responsable y cumplir con las normas establecidas por los ayuntamientos, permitiéndose la práctica de actividades deportivas, profesionales o de recreo, de manera individual y sin contacto.

En cuanto a bares y restaurantes, podrán reabrir al público para consumo en el local, tanto en el interior como en las terrazas, salvo discotecas o bares nocturnos, siempre que no se supere el 40% de su aforo. También los centros comerciales podrán abrir con un aforo del 30% de sus zonas comunes y un 40% dentro de los establecimientos para garantizar una distancia mínima de 2 metros entre clientes.

En cuanto a los funerales, podrán realizarse con un límite de 25 personas en espacios al aire libre y de 15 en cerrados, sean o no convivientes en el mismo hogar. En los entierros y cremaciones, la asistencia se limita a un máximo de 25 personas entre familiares ya llegados y los lugares de cultos pasan a contar con un 50% de su aforo.

Las bodas y otras celebraciones religiosas podrán realizarse en todo tipo de instalaciones con un aforo del 50% sin superar las 100 personas en espacios abiertos al aire libre y 50 en cerrados. Y, por último, cada región podrá permitir las visitas a residentes de viviendas tuteladas, residencias de personas mayores o de personas con discapacidad.