Parroquia Santa Victoria de Córdoba.

Javier Collado

Dobuss

La crisis sanitaria que llevamos padeciendo desde el mes de marzo y con el consecutivo estado de alarma, se ha traducido en una crisis social y económica. Esto ha provocado que en barrios, como el Naranjo, se haya triplicado en pocas semanas el número de demandas de alimentos y productos básicos de familias que allí conviven. Ese es el caso del Barrio Naranjo de Córdoba que, a través del párroco de Santa Victoria, Manuel Navarro, y de las redes sociales se hace un llamamiento a la sociedad para que ayuden, ya que «mientras llegan las ayudas del Gobierno, hay que salir del paso», apunta el párroco.

Esta parroquia recibe ayuda por parte del Banco de Alimentos pero «hace falta otro tipo de alimentos que complementen la alimentación de las familias», apunta Manuel Navarro, haciendo especial hincapié en los niños y bebés y en que se encuentran en una situación «urgente».

Para ello, se ha habilitado una cuenta bancaria de Cáritas parroquial para que los ciudadanos interesados en colaborar puedan realizar sus aportaciones con el concepto ‘Cáritas Santa Victoria Naranjo en la cuenta ES87 0237 0173 7091 5417 0432.