Imagen de archivo de la Feria de Córdoba.

Javier Collado

Bebrand

El Ayuntamiento de Córdoba ha acordado el aplazamiento de la Fiesta de los Patios y la Feria de Nuestra Señora de la Salud del Mayo Festivo cordobés junto con las entidades y asociaciones que participan de manera fundamental en la celebración de estas fiestas, al tiempo que la celebración de las Cruces, previstas para el primer fin de semana, se cancela definitivamente.

En una nota, la teniente de alcalde de Promoción, Marián Aguilar, destaca «la absoluta lealtad y disposición a encontrar alternativas que ha encontrado durante estas semanas con todos, en unos momentos especialmente difíciles en los que hemos de trabajar para frenar la propagación del coronavirus y, al tiempo, buscar soluciones para que se mantenga la celebración de citas como la Feria y la Fiesta de los Patios, por su valor en nuestra tradición y por el impacto económico que tienen en la ciudad».

Aguilar apunta que «el diálogo con asociaciones representativas de patios, propietarios y cuidadores ha servido para plantear que la tradicional Fiesta de los Patios puede coincidir en el tiempo con la celebración del festival Flora, que se desarrollará en octubre».

«Esta opción permite integrar tradición y modernidad en los patios de la ciudad, logrando encajar en el calendario la apertura de los recintos tradicionales tras la obligación de aplazar la Fiesta durante mayo».

En este sentido, la delegada de Promoción sostiene que «el Ayuntamiento mantendrá la colaboración y apoyo a todos los patios que participan en la cita, el único cambio será la fecha de celebración, motivado por la crisis sanitaria en la que nos encontramos».

Marián Aguilar también ha mantenido conversaciones con asociaciones de casetas, hermandades y feriantes para buscar alternativas a la celebración de la Feria de Nuestra Señora de la Salud. «Agradezco a todos su voluntad y compromiso, sus ganas de trabajar para que esta cita se desarrolle en una fecha alternativa», recalca.

Así, Aguilar apunta que tras las primeras conversaciones con los responsables del montaje de casetas y la instalación de atracciones, se ha comenzado a trabajar en que la Feria se celebre «en una fecha por determinar a partir de septiembre, consensuada entre todos».

Mientras, la celebración de las Cruces de Mayo queda suspendida durante este año, según informa la edil, quien comenta que desde la Delegación de Promoción se trabaja «desde este momento en organizar y crear nuevos eventos que proyecten nuestras tradiciones para dinamizar e impulsar la actividad económica una vez que superemos, entre todos, la crisis sanitaria provocada por el coronavirus en la ciudad».