Hospital Reina Sofía de Córdoba.- Junta de Andalucía

Javier Collado

Bebrand

El Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, ante la situación que supone la crisis del covid-19, ha puesto en marcha desde este jueves un servicio de atención psicológica dirigido a profesionales del centro para cuidar su salud emocional en estos momentos.

Según ha indicado la Junta de Andalucía en una nota, la Unidad de Salud Mental del hospital ha habilitado dos teléfonos corporativos (605043 y 604369) en los que un equipo compuesto por un psicólogo y un psiquiatra ofrece herramientas y atención para que los interesados puedan prepararse para manejar el estrés y enfrentarse a situaciones difíciles.

Así, el primer contacto será telefónico y en esta llamada los profesionales de la unidad de Salud Mental evaluarán su situación particular teniendo en cuenta aspectos como desde cuándo tiene los síntomas que le preocupan, cuáles son esos síntomas, dónde trabaja, qué servicio presta o el tipo de tarea que realiza.

En función de las respuestas, los profesionales valorarán la necesidad de tratamiento, consulta presencial, consulta de apoyo, evaluarán si hay o no síntomas de ansiedad reactivos y asesorarán sobre técnicas de relajación, manejo de situaciones de estrés y otras cuestiones a fin de ayudar al profesional a afrontar su situación particular.

Para ello, la Unidad de Salud Mental del Hospital Reina Sofía ha organizado los turnos de atención para que los profesionales que lo necesiten puedan recibir atención y asesoramiento en cualquier momento.

Este nuevo servicio pretende ofrecer a los profesionales herramientas para aprender a aceptar y reconocer lo que han hecho bien a lo largo del día, las limitaciones de la situación, la importancia de tomarse un tiempo (aunque sea breve) para comer y relajarse, la necesidad de apoyar a los compañeros y compartir sus emociones con amigos, familiares o personas de confianza, entre otras.

En el contexto de pandemia que vive la sociedad, los profesionales que trabajan en el ámbito sanitario no solo se enfrentan al estrés derivado de la atención clínica. También conviven con las situaciones familiares y personales de cada uno de ellos y con determinadas conductas que impactan en nuestra salud emocional como por ejemplo el consumo constante de noticias.