Eva Contador, hoy en su comparecencia ante los medios-. C.J

Javier Collado

Dobuss

El semestre pasado tuvo lugar en la Escuela de Participación la apertura de un taller de lenguaje de signos, que debido a la gran demanda que experimentó, se tuvo que diversificar en dos líneas de actuación. Unas 95 personas son las que acudieron de forma semanal y durante cuatro horas a dicho taller. Así lo ha comunicado Eva Contador, delegada de Participación Ciudadana del Ayuntamiento de Córdoba en una rueda de prensa en la mañana de hoy.

Para mostrar la experiencia, y al mismo tiempo el éxito que ha tenido este, se ha realizado un vídeo que se colgará en redes sociales, en el que se podrá ver lo que ha supuesto el acercamiento de estas personas al lenguaje de signos, y así aportar para que Córdoba sea más inclusiva. Por otro lado, tras la ejecución de este taller las 95 personas que han participado podrán hacer un curso de especialización, es decir dar un paso más. Una opción que se ofrecerá en el semestre que comienza, además se procederá a la apertura de dos nuevas líneas de actuación con relación a la profundización en el lenguaje de signos.

Según, la teniente de alcalde y concejala de Participación Ciudadana del Ayuntamiento, Eva Contador, «debido a la gran cantidad de trabajo que tiene la profesora, Eva Guijarro, la primera línea de actuación de iniciación será con la Asociación de Personas Sordas de Córdoba, además no solo el Gobierno es el que está impulsando por llevar la inclusión a la ciudad, sino que son los propios ciudadanos los que están demandando estas actividades y aprendizajes».

El tramo de edad de las personas que han participado en dicho taller ha sido de los 19 a los 65 años, incluyendo menores. «No hay un perfil único», añaden. Por otro lado, más adelante se ampliará con algún tipo de certificación, dando lugar a que la Escuela de Participación sea una escuela de idiomas de lenguaje de signos.