Javier Collado

Dobuss

Redacción.- El delegado del Gobierno, Antonio Repullo, se ha reunido con el alcalde de Lucena, Juan Pérez, y ha señalado que el objetivo de la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento lucentino es sacar adelante los proyectos que tienen que ver con el municipio desde una colaboración leal. Repullo se ha referido a Lucena como un «referente industrial y empresarial de la provincia y es fuente de empleo, crecimiento económico, emprendimiento y riqueza, que irradia al resto de la comarca».

Repullo se ha referido a proyectos concretos como el Hospital de Lucena, en el que han trabajado para consensuar las dos administraciones y que el presupuesto de la Junta para 2019 ya recoge una partida de 635.000 euros para el comienzo de las obras. Igualmente el delegado se ha referido a otro proyecto demandado por los agentes jurídicos como por los propios vecinos como es la nueva sede judicial de Lucena «que también se desbloquea en estos presupuestos con una partida de 185.000 euros para los estudios del proyecto que permitan su construcción en los próximos años».

En cuanto al proyecto  de subestación eléctrica que se pretende construir en Cabra, y que para Lucena permitiría que la principal subestación existente pueda abastecer exclusivamente al municipio, incluidas las zonas del polígono comercial de Los Polvillares, el Plan Parcial Oeste 1, Sur 2 o el Plan de Actuación Urbanística «El Zarpazo», el delegado del Gobierno ha señalado que «en una de las primeras reuniones con los responsables de Endesa dentro de su plan de promoción en la provincia el Gobierno andaluz ha solicitado que una de las obras a realizar entre sus inversiones sea esta porque supondría un desbloqueo administrativo del proyecto debido a consideraciones desde el punto  de vista técnico y jurídico  y para que puedan avanzar el desarrollo industrial y la progresión  urbanística en los municipios de Lucena y Cabra».