Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Redacción.- Más de 6.000 personas asistieron anoche a la inauguración y a las primeras pruebas de las Olimpiadas Rurales de Los Pedroches, que alcanzan su XII edición con el reto de convertir los juegos tradicionales en un motivo de competitividad, diversión y convivencia. Se concentraron más de 2.000 personas sólo para ver la prueba de garrote, un viejo juego pastoril de fuerza que consiste en colocar a dos competidores a tirar de una barra de madera. El primero que cede, pierde.

Las cifras de las Olimpiadas Rurales de Los Pedroches, que adaptan los juegos tradicionales de toda la vida al siglo XXI con una normativa absolutamente rigurosa porque la mayor parte de los equipos se lo toman muy en serio, han ido al alza en los últimos 12 años pero ya no pueden incrementar sus cifras para propiciar un buen desarrollo de las pruebas y una organización eficiente. Así, este año participarán 48 equipos de 20 participantes, mitad hombres y mitad mujeres. En total son 960 participantes y más de 120 voluntarios los que se implican directamente en las Olimpiadas Rurales, que cuentan con el patrocinio del Ayuntamiento de Añora, la Diputación de Córdoba, COVAP, Cruzcampo, Cajasur y Julián Benítez distribuciones, entre otros apoyos.

La procedencia de los equipos este año es muy diversa y hay formaciones de Añora, de toda la comarca de Los Pedroches, de localidades como Montilla, Linares, Almadén, Chillón, Ciudad Real o Lucena. También hay selecciones que cuentan con participantes de Madrid, Ciudad Real, Valencia, Barcelona, Sevilla e incluso de lugares tan alejados como Chile, Rusia, Francia, Rumanía o Marruecos.

Una de las principales novedades de este año consiste en el diseño de la gala inaugural, que estuvo protagonizada por los integrantes del grupo de teatro Los Mejía, que beben en sus obras de muchas de las fuentes más tradicionales e históricas de Los Pedroches, de ahí que su participación fuera tan esperada. Se cambia por tanto el formato de la ceremonia, que hasta este año siempre había estado diseñada y planificada por los voluntarios y por la propia organización. Aparte de desarrollar una representación vinculada a los valores de las Olimpiadas Rurales, Los Mejía teatralizaron todo el acto e implicaron a todos los equipos en sus “travesuras” desde que subieron al escenario en la presentación hasta que se produjo el encendido de la llama olímpica.

El alcalde de Añora, Bartolomé Madrid, ha expresado que Añora ha vivido intensamente las horas previas a las Olimpiadas Rurales. Madrid ha destacado que este primer día es “muy especial” porque “hay muchas ganas de participar y de pasarlo bien” y ha señalado que con el desfile por las calles de Añora de los 48 equipos se abren tres días en los que espera que “se compita en buena lid, que haya sana diversión y civismo, algo que ha sido una de las características de este evento, que está caracterizado por la convivencia entre personas de distintas edades y procedencias”.