Javier Collado

Dobuss

Redacción.- Las matriculaciones de turismos y todoterrenos en el mes de junio decrecieron un 8,3% respecto del mismo periodo del año pasado, hasta las 130.519 unidades, con un día laborable menos que en junio de 2018. Las ventas de junio no han conseguido superar las matriculaciones de mayo, pese a que, tradicionalmente, este es un mes muy positivo para las entregas de vehículos en todos los canales. De hecho, es el peor junio desde 2015. En el primer semestre del año, las entregas de vehículos turismos y todoterrenos caen un 5,7%, hasta las 692.472 unidades.

Las ventas en el canal de particulares profundizan su tendencia a la baja, con un descenso del 18% y 50.408 unidades. Las matriculaciones en este canal no crecen en ninguna Comunidad Autónoma, registrando caídas de doble dígito en prácticamente todas ellas. Es el décimo mes consecutivo que caen las comercializaciones en este canal. En el acumulado del año, las entregas a particulares han caído un 12,3%, hasta las 295.445 unidades.

Solo el canal de alquiladores se mantiene en positivo, con un 5% de subida en el mes de junio, hasta las 40.972 unidades. El canal de empresas cae también en el sexto mes del año con 39.139 unidades matriculadas, lo que supone una reducción del 6,8% respecto al mismo mes del año anterior.