Dobuss

Bebrand

Elena Páez. Sostiene que el Partido Popular ha demostrado que “está en la centralidad de la vida política de España”

El presidente nacional del Partido Popular, Pablo Casado, ha subrayado que el PP “es la verdadera alternativa” y que “hoy empieza el cambio que llegará a España cuando se celebran las próximas elecciones”.
“El proyecto que hace casi un año inicié tiene hoy un punto de inflexión y es que una nueva generación, con un nuevo proyecto orgulloso de lo que ha hecho el partido, pero también ambicioso con el futuro, se materializa en la ciudad de Madrid”, ha señalado.
Tras la investidura como alcalde de Madrid de José Luis Martínez-Almeida, el líder de los populares ha asegurado que hoy es un “día histórico para el PP” y que “los madrileños están más felices sabiendo que tienen un gran alcalde, que conseguirá llevar a la capital donde merece”.
En este punto, Casado ha agradecido el legado de los que precedieron a Martínez-Almeida en el consistorio -Álvarez del Manzano, Ruiz Gallardón y Botella-, porque “los madrileños saben que cuando el PP ha gobernado, su ciudad ha ido mejor”
Durante su intervención ante los medios de comunicación, el dirigente popular ha indicado que el Partido Popular ha demostrado que “está en la centralidad de la vida política de España”. “Somos el único partido que ha sido capaz, una vez más, de hablar a nuestra derecha, a nuestra izquierda y de llegar a acuerdos que sean compatibles con no perder nuestra esencia, principios, valores y programa electoral, pero también ensanchar una base para representar a más ciudadanos”, ha apuntado.
HOY COMIENZAN LOS GOBIERNOS DE LA LIBERTAD
Junto a ello, Pablo Casado ha contrapuesto los gobiernos de la libertad “en los que vamos a centrarnos en servir a las personas”, con los del “populismo, el sectarismo e intentar dividir a los ciudadanos”
Así, ha explicado que el proyecto liderado por Martínez-Almeida promoverá la libertad individual y “devolver recursos económicos a las familias”, en referencia a la propuesta de bajar “todas las tasas e impuestos que sea posible, devolviendo de media 400 euros al año a las familias madrileñas”.
Además, en la capital se fomentará la seguridad, “el respeto al comercio legal y la propiedad privada frente a la okupación” y la libertad para desplazarse, “acabando con las barreras que determinan cómo movernos”, así como la lucha contra el cambio climático.
Por último, Pablo Casado ha apostado por que Madrid se convierta en la capital de la revolución digital de Europa, porque “si conseguimos que venga la inversión, vendrá el empleo, la proyección internacional y las oportunidades para los jóvenes”, así como en la capital cultural de España y de Europa, que fomente una cultura “abierta, sin siglas y sin ideologías”