Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Elena Páez. La parlamentaria cordobesa por Adelante Andalucía, Luzmarina Dorado, ha comparecido en la mañana de hoy para expresar su rechazo, y el de su formación política, a la ‘Becerrada Homenaje a la Mujer’, celebrada en Córdoba el pasado 2 de junio.

Reproducimos textualmente la nota de prensa emitida a tal efecto:

(…) La ‘Becerrada Homenaje a la Mujer’, celebrada en Córdoba el pasado 2 de junio dejó hirientes y desagradables imágenes de la sociedad cordobesa, andaluza y española, trascendiendo, incluso, nuestras fronteras para acabar ocupando un espacio en medios de comunicación internacionales bajo la advertencia al lector de “contenido violento”.

“El hecho de que, todavía hoy, continúen celebrándose en Córdoba festejos con base en el maltrato y la violencia animal, como el que tuvo lugar en la plaza de toros el pasado domingo, hace un flaco favor a la imagen de esta ciudad, más si cabe cuando se puede llegar a pensar que el sacrificio de estas criaturas, de menos de dos años de edad, puede brindarse como homenaje a las mujeres cordobesas”, ha explicado Dorado.

El polémico festejo, que viene celebrándose desde hace décadas y en el que han participado jóvenes menores de edad, ha contado, además, con un palco infantil habilitado para niños y niñas de entre 4 y 10 años lo que, en palabras de Dorado, “infringe el artículo 39 de la Constitución, que subraya la protección de los menores de acuerdo a los acuerdos internacionales que velan por sus derechos. En 2018, el Comité de los Derechos del Niño de la ONU ya conminó a España a prohibir la participación de menores de edad como toreros o como espectadores de eventos de maltrato animal, pero parece que en nuestro país, y en concreto en Andalucía, seguimos haciendo la vista gorda mientras desde fuera nos miran con vergüenza”.

Ante las declaraciones vertidas desde el Círculo Taurino y la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía en Córdoba en referencia a la legalidad del festejo alegando que se trata de “una clase práctica” de la Escuela Taurina, Dorado ha lamentado “que tengamos que aceptar una justificación de este tipo cuando, en esta “clase práctica”, hemos tenido que ver cómo menores jóvenes, y muy jóvenes, atentaban de forma sádica contra criaturas inocentes, tratando de asesinarlos sin éxito, atravesando órganos sin dar muerte y mutilando al animal estando todavía vivo para, luego, brindárselo al público como trofeo”.

Por último, la diputada andaluza ha querido dejar claro que ningún acto de maltrato o violencia puede presentarse como un homenaje a la mujer ni representar la lucha feminista. “Muchas mujeres cordobesas que forman parte del movimiento animalista, pero también del feminista, se manifestaron el pasado domingo dejando claro que ese homenaje no les representa. Eventos como la becerrada, además de acabar con la vida de animales indefensos, permite que menores de edad se ensañen con ellos para aprender a asesinarlos en el futuro. ¿Es eso lo que queremos que aprendan nuestras niñas y niños? ¿De verdad es ese el homenaje que merecen las mujeres cordobesas? Evidentemente no, y así lo demuestran las protestas ciudadanas y caída de la asistencia a este tipo de espectáculos sádicos y sangrientos” (…)