Javier Collado

Dobuss

Redacción.- Rafael Cidres, presidente de La Asociación de Familias Necesitadas (Anfane) informó en la mañana de ayer a la formación política Acción por Córdoba, que a través de la misma se logró solucionar el problema de vivienda a más de 270 familias, situaciones complicadas por impago de hipoteca que «de no haber sido negociadas con los bancos habrían desembocado en ejecuciones hipotecarias y desalojos».

Indica que el 80% de los casos se han resuelto negociando el código de buenas prácticas con los bancos, que permite a las familias, siempre que puedan demostrar algún ingreso, aplazar el pago de su deuda cinco años durante los cuales abonan una pequeña cantidad mensual para cubrir los intereses. Y aunque no es una solución definitiva, permite a las familias tener un tiempo para recuperarse y ahorrar un dinero con el que amortizar parte de la deuda.

Aun así muestra cierta inquietud especialmente ante la reciente entrada en vigor del Real Decreto-ley 7/2019, de 1 de marzo, y que pueda afectar en concreto a las personas en riesgo de exclusión social, así como la situación actual de la Oficina Municipal de la Vivienda en Córdoba.

Igualmente, ha dado a conocer los objetivos principales de la Asociación, tales como la especial atención de las personas que se encuentran en situación de vulnerabilidad social, económica y/o emocional, tratando de propiciar los medios y recursos necesarios que contribuyen su bienestar, ofreciendo soluciones de empleo, solución a los problemas de suministros, tanto de luz, agua, gas como telefonía, así como dar seguimiento individualizado a cada persona y facilitar su vida diaria.

Ricardo Rojas y los miembros de AxC han recogido estás propuestas para incorporar la demanda de esta organización al Plan de Acción en Córdoba.