Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Elena Páez. El Equipo Movilizable de Cuidados Avanzados (EMCA) del Distrito Córdoba Guadalquivir ha atendido a 325 pacientes en sus primeros tres meses de funcionamiento desde su puesta en marcha el pasado 18 de febrero.

El nuevo servicio compuesto atiende pacientes con necesidades de cuidados no demorables, evitando desplazamientos al hospital y permitiendo mejorar la accesibilidad, la percepción de seguridad y la intensidad de los cuidados de la población en el caso de demanda urgente.

Con este nuevo recurso, el distrito Sanitario Córdoba- Guadalquivir está mejorando la accesibilidad de su población de influencia. Al respecto, el director gerente del distrito, Jesús Serrano, ha asegurado que «el objetivo del distrito con este nuevo recurso ha sido ampliar su cartera de servicios para mejorar la respuesta a las necesidades de cuidados urgentes o no demorables de la población con prioridad menos elevada y que requieren una respuesta igual de eficiente”. En este sentido, “el EMCA ha sido capaz de adaptar los cuidados urgentes no demorables hacia un enfoque centrado en potenciar una respuesta compartida, desarrollando los nuevos perfiles competenciales de la enfermería y orientando la práctica avanzada a la búsqueda de resultados, a la potenciación de la atención domiciliaria y a la garantía de la seguridad clínica, obteniendo unos resultados excelentes para nuestro sistema sanitario».

Serrano ha explicado que en el primer trimestre de su funcionamiento, el EMCA ha desarrollado intervenciones que han contribuido en mayor medida a aumentar la calidad en la promoción, prevención e intervención en la atención primaria, impulsando y favoreciendo la coordinación y la continuidad asistencial con el resto de niveles asistenciales.

Durante este periodo, cabe destacar la implicación de los profesionales en la búsqueda de la excelencia de la práctica asistencial para demostrar la eficiencia e importancia de este nuevo recurso, desarrollando una permanente atención integral que se ha ajustado en todo momento a las necesidades del paciente y de la familia desde una perspectiva holística, lo que ha convertido la atención urgente del EMCA en una herramienta de atención biopsicosocial muy valorada por nuestra ciudadanía.

Por su parte, la directora del Servicio de Cuidados Críticos y Urgencias, María Dolores Galiani, y el coordinador de cuidados del mismo, Raúl Pérez González, han asegurado que el EMCA “ha conseguido de forma óptima los objetivos pactados para su puesta en marcha, atendiendo en los primeros tres meses a 325 pacientes, con una concordancia de activación para los procesos recomendados por la estrategia de cuidados de Andalucía de un 90% y una resolución en domicilio del 80% de los casos”.

Estrategia de Cuidados de Andalucía

Los Equipos Movilizables de Cuidados avanzados son un recurso dependiente de La Estrategia de Cuidados de Andalucía, que la Consejería de Salud y Familia crea para pacientes y familias que demandan asistencia urgente para la resolución de necesidades de cuidados no demorables, permitiendo su resolución en domicilio y evitando así traslados a los centros sanitarios.

Estos equipos móviles dotados como recurso sanitario prehospitalario profesionalmente cualificado y formado por una Enfermera del servicio de cuidados críticos y urgencias de atención primaria, un técnico o técnica de transporte sanitario y un médico  consultor del centro coordinador de urgencias y emergencias, con horario de lunes a viernes de 15,00 a 22,00 horas y fines de semana y festivos desde las 08,00 a 20,00 horas, trabajan para mejorar no sólo la accesibilidad a la asistencia sanitaria de toda la población, independientemente de dónde vivan, sino que además mejorar la percepción de seguridad y de intensidad de cuidados que perciben los ciudadanos, en el caso de la demanda urgente.

Además, este servicio va a permitir mejorar la satisfacción de los usuarios de servicios de Urgencias extrahospitalarios y sobre todo  permitirá gestionar de forma eficiente los recursos disponibles para la atención a los ciudadanos en estos escenarios, así como ofrecerles un servicio acorde a sus necesidades y orientado a la respuesta en acto único, convirtiéndose en un recurso indiscutible dentro del Plan Operativo de Urgencias y Emergencias que contempla nuestro sistema sanitario público de Andalucía.