Javier Collado

Dobuss

CBN. Tayla Harris,  una joven australiana que es un portento físico en el deporte, tanto en boxeo como en fútbol australiano, ha sido en muy pocas horas protagonista en una gran mayoría de medios de comunicación de todo el mundo por razones no positivas precisamente.

La jugadora del Carlton, equipo femenino de la Liga de Fútbol Australiana fue capturada en una imagen tras haber «pateado» el primer gol del partido entre su equipo, los Blues y los Bulldogs del Oeste.

La foto de la joven de 21 años se publicó en la página de Facebook de AFL de Channel Seven, de la emisora ​​australiana, pero a partir de ese momento se generó una oleada de comentarios desagradables de naturaleza sexual que han llevado a la atleta a decir que se ha sentido «abusada sexualmente» en las redes sociales.

El primer ministro australiano, Scott Morrison, llamó a los responsables «larvas cobardes».

Hablando con los reporteros en Melbourne este jueves, dijo: «Creo que son gusanos. Creo que son gusanos cobardes, que necesitan despertarse a sí mismos.
«Los trolls en las redes sociales, no son nada nuevo en estos días, lamentablemente, pero creo que lo que es horrible es que esos trolls tienden a apuntar a las mujeres abusando de ellas»

Kelly O’Dwyer, ministra federal de mujeres, también agregó su voz al coro de condena de los supuestos «trolls» o «personas que cobardemente utilizan identificaciones falsas», manifestando que estaba profundamente «disgustada» por los comentarios.

O’Dwyer, y muchos en las redes sociales, incluidos destacados atletas australianos, también han condenado la gestión de lo sucedido por el canal Seven, quien lo publicó en primera instancia en Facebook , que eliminó inicialmente la publicación, citando comentarios «ofensivos y censurables», pero luego restableció la foto con una disculpa.

Borrar la imagen, en lugar de moderar los comentarios, habría causado aún más daño, argumentaron desde la cadena en sus redes sociales.
La propia Tayla subió, al poco tiempo de despertarse la inquina ofensiva en la red, su propia foto en su red social, indicando: «Aquí tenéis una foto mía trabajando. Pensad algunos antes de escribir, animales»

¿Qué ocurrirá a partir de este momento? En una entrevista en el día de ayer en la radio RSN , la joven Harris ha informado que muy probablemente se tomen medidas policiales.

«Si estas personas le dicen cosas como esta a alguien que no conocen en una plataforma pública, ¿qué dicen a puerta cerrada y qué están haciendo?» preguntó.

«Tal vez este sea el comienzo de la violencia doméstica, tal vez este sea el comienzo del abuso».

«Los comentarios que vi fueron abuso sexual, si lo puedes llamar así, porque fue repulsivo y me hizo sentir muy incómoda, y tan pronto como me siento incómoda con algo así, es lo que yo consideraría abuso sexual en las redes sociales.

«Entonces, ya sea la policía de Victoria, sea lo que sea, necesitamos al menos identificar, contactar  y hacer algún tipo de advertencia a estas personas, eliminarlas de Facebook,  algo habrá que hacer. Podemos hablar de ellos como queramos, pero no nos hacen caso y probablemente se estén riendo al de nosotros».

Por último y respecto al verdadero valor de la imagen en su dimensión deportiva, donde se aprecia que la joven posee una elasticidad inusual en ese golpeo, que dio el primer punto a su equipo, un destacado «Es, creo, una foto extraordinaria que muestra a una gran atleta en su forma más poderosa, haciendo lo que ella hace, que es patear la pelota 50 metros».