Javier Collado

Dobuss

La comunidad ciclista elogia una imagen colgada en la redes sociales por Leo Messi, tomada durante el viaje a su casa de La Cerdanya, donde pasa dos días de descanso.

Seguramente sin ningún ánimo ejemplarizante, quien grababa el viaje registró el momento en que el coche del argentino se separaba mucho más de los 1,5 metros que exige el código de circulación en estos casos y le dejaba mucho más espacio al aficionado deportista que estaba sudando encima de la bicicleta.

El detalle ha despertado la simpatía del colectivo ciclista, que ha elogiado el gesto, ya que considera que puede ser un buen ejemplo para el resto de conductores.