Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Los huérfanos de víctimas de maltrato o de mujeres asesinadas por violencia machista tendrán derecho a una pensión de orfandad de unos 600 euros.

Hasta ahora era de 140 euros. Todos los grupos han apoyado la medida. El incremento tendrá carácter retroactivo desde 2004, año de aprobación de la Ley Integral contra la Violencia de Género.

Recibirán la pensión si en el momento del asesinato eran menores de 21 años o están incapacitados para el trabajo. Y se podrá mantener hasta los 25 años si están estudiando o no tienen recursos.