Javier Collado

Dobuss

Elena Páez. El Centro de Salud de El Carpio perteneciente a Unidad de Gestión Clínica (UGC) de Bujalance comienza un grupo socioeducativo, dirigido a mujeres para potenciar sus habilidades personales y mecanismos de superación que les permitan afrontar las dificultades de la vida diaria. El desarrollo del mismo está a cargo de María José Pérez, trabajadora social de la Unidad de Gestión Clínica y cuenta con la colaboración de otros profesionales sanitarios, que también participan en el proyecto con la derivación de las candidatas según el perfil requerido.

El objetivo de este grupo, que se desarollará hasta el 10 da abril, persigue mejorar la salud de las mujeres que acuden a las consultas de atención primaria y que necesitan apoyo para enfrentarse a las dificultades de la vida diaria con mayores oportunidades de éxito. Para ello, se ha tenido en cuenta los determinantes socioculturales y psicosociales que, con frecuencia, condicionan la inquietud de estas las mismas.

El grupo formado por un total de 13 participantes con edades comprendidas entre los 38- 70 años, consta de 8 sesiones impartidas los miércoles en horario de 12 a 13.30 horas y se abordarán temáticas tales como la autoestima, percepciones, activos en salud, emociones, comunicación, metas y objetivos, resolución de conflictos, asertividad, sexualidad, entre otras.

Este miércoles se ha impartido la primera de las sesiones. La valoración y  testimonios de las participantes se pueden resumir como satisfactorias, enriquecedoras y positivas y no cabe duda que con la constancia y asistencia a las mismas se aprenderán herramientas y adquirirán habilidades, para mejorar su calidad de vida y hacer frente a difíciles situaciones que se encuentran en su quehacer diario».

Al finalizar la primera reunión, cada participante ha resumido en una palabra la sesión recibida y han regalado términos como paz, tranquilidad, satisfacción, seguridad, gracias, aprender, bien, desconectar o fuerza, entre otras.

Tanto el director de la UGC, José R. Serrano, como el coordinador de cuidados de enfermería, Esteban L. García coinciden que con la puesta en marcha y el desarrollo de estos grupos socioeducativos incluidos en la estrategia de promoción y prevención de los trastornos mentales incluidas en el Plan Integral de Salud Mental (PISMA) diseñado por la Consejería de Salud, se está empoderando y consiguiendo que las mujeres de las diferentes localidades que forman parte de la Unidad de Gestión Clínica adquieran herramientas para un mejor afrontamiento de situaciones de la vida diaria».

Grupos socieducativos en Atención Primaria (Gruse)

Los GRUSE forman parte de una estrategia de promoción de la salud, incluida en la cartera de servicios de Atención Primaria, destinada a fomentar los activos para la salud y el bienestar emocional de la población andaluza.

Se trata de una estrategia grupal socio-educativa para potenciar los talentos y habilidades personales de las personas destinatarias y la utilización de los activos comunitarios disponibles en su entorno e incrementar así su capacidad de afrontamiento ante las dificultades de la vida cotidiana.

El perfil de población destinataria de esta estrategia son personas con malestar psicosocial que, en la mayoría de los casos, acuden a consulta en los centros de salud. Los GRUSE comenzaron en 2011 con grupos de mujeres y desde 2015 se ha iniciado la incorporación de grupos de hombres.

En estos grupos, desarrollados por profesionales de Atención Primaria, se abordan los determinantes sociales y culturales que, con frecuencia, condicionan la salud y el bienestar emocional de la población, desde una perspectiva positiva de la salud.