Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Elena Páez. La investigadora Rocío Arroyo, directora de Amadix (una firma biotecnológica) ha desarrollado un análisis de sangre que detecta, con entre 10 y 15 años de antelación, si una persona sana desarrollará un tumor maligno de colon.

La madrileña de 45 años logró convencer a inversores privados de Castilla y León y en 2010 nació en Valladolid Amadix. Después de mucho trabajo este año al fin lanzarán al mercado Colofast, el primer test de sangre capaz de detectar un tumor de colon antes de que se desarrolle. Someterse anualmente a este sencillo análisis a partir de los 50 años puede garantizar una vital ventaja en la partida por vencer al cáncer.

Colofast es único en el mundo y abre una nueva era de predicción de la enfermedad. Los tumores de colon comienzan como pólipos que dejan una huella en la sangre, proteínas y moléculas de ARN. La cantidad y combinación de estos marcadores genéticos dictan en qué se convertirán. Si Colofast identifica pólipos precancerosos, quedaría un amplio margen de acción: retirarlos con una colonoscopia y ganar.

Arroyo y su equipo ya trabajan en otros test capaces de anticipar tumores de pulmón y páncreas. Estiman que podrían ser una realidad en unos dos años.

Amadix está excepcionalmente bien situada para competir en diagnóstico preventivo en un mercado ansiado por los gigantes farmacéuticos, a pesar de ser una pequeña start-up con tan solo un puñado de empleados.

La medicina preventiva representará una revolución en el diagnóstico.