Parte de los productos repartidos por el Banco de Alimentos, en una imagen de archivo.

Javier Collado

Dobuss

El Banco de Alimentos Medina Azahara de Córdoba ha repartido 1.300.000 kilos de frutas y verduras durante el pasado año 2018 del Programa Fega de Frutas y Hortalizas, que intenta recuperar los excedentes agrícolas producidos en el país.

Según ha indicado el Banco de Alimentos en una nota, concretamente se repartieron 1.305.530 kilos de fruta y verdura, logrando mantener la media de dos camiones semanales, que a su vez fueron retirados por más de 80 entidades asistenciales y de beneficencia inscritas en este programa.

Estos alimentos proceden de las principales cooperativas agrícolas de Almería, Murcia, Mérida o Lérida, y su transporte en trailer frigoríficos es sufragada con fondos de la Unión Europea y la supervisión de la calidad del producto es realizada por los servicios veterinarios de la Junta de Andalucía.

Los productos repartidos dependen de la estacionalidad y comprenden naranjas, tomates, pepinos, melones, berenjenas, cerezas, plátanos, o lechugas, entre otros, todos ellos perfectamente calibrados y envasados y dado su carácter perecedero es repartido de inmediato entre las entidades colaboradoras quienes a su vez lo reparten entre sus beneficiarios.

Con este programa el Banco de Alimentos completa la riqueza de la dieta alimentaria con productos frescos que ofrece a sus más de 25.000 beneficiarios.