Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Phyllis Ponting es una británica de 99 años que acaba de conocer la existencia de una carta que su prometido le escribió hace 70 años. Él le pidió matrimonio y se fue a combatir durante la II Guerra Mundial. Phyllis le envió una misiva en la que le decía que aceptaba, pero no volvió a saber nada más de él, por lo que pensó que quizá se había arrepentido.

Ahora, una expedición de arqueólogos ha dado con el paradero de la embarcación SS Gairsoppa que transportaba el mayor tesoro de metales preciosos de la historia y que se hundió en el océano Atlántico en 1941. De la nave se han extraído numerosas cartas y documentos, entre ellas la misiva que Bill Walker escribió a su prometida en los años 40 pero que nunca llegó a enviarse.

«No puedo creer que la carta estuviera en el fondo del mar y ahora poder leerla. No creo que Bill sobreviviera a la guerra, de lo contrario habría acudido directamente a mi dirección en Roseland Avenue y nos habríamos casado. Él me quería mucho», indicó la mujer al diario Mirror.

En la carta, Bill no daba crédito a que el amor de su vida accediera a casarse con él: «Desearía que hubieses estado conmigo cuando abrí la carta. Lloré de la emoción. No podía contenerme. Si solo pudieras saber lo feliz que me hizo, cariño».