Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Elena Páez. CSIF Córdoba reclama a la Universidad de Córdoba (UCO) que las plazas incluidas en la relación de puestos de trabajo (RPT) aprobada en abril de 2017 «se adjudiquen siguiendo criterios de igualdad, mérito y capacidad y no convirtiendo personal laboral en funcionario de una manera arbitraria». En este sentido, el sindicato pide «una mayor claridad en todos estos procesos selectivos».

La Sección de CSIF en la UCO, según informa en nota de prensa,  «tiene constancia de que la institución académica pretende, al menos en un caso, convertir en funcionario a un trabajador para posteriormente nombrarlo como jefe de sección. La central sindical rechaza ese proceso teniendo en cuenta que esa plaza directiva no se le ha ofrecido a ningún funcionario que actualmente está en plantilla».

CSIF, continúa la nota, «lamenta la  información aportada por la UCO en torno a todos estos procesos, por lo que pedimos un mayor nivel de transparencia en sus decisiones en torno al desarrollo de la RPT. El sindicato recuerda que mostró su rechazo a este documento antes de su aprobación al considerar que no daba respuesta a una estructura moderna de la institución académica por ser prácticamente una copia de la última relación aprobada en 2010, únicamente con algunos cambios».

Además, concluye indicando que «CSIF lamentaba que no se había hecho un estudio pormenorizado de necesidades antes de elaborar la nueva RPT, lo que está produciendo que muchos funcionarios se encuentren actualmente desempeñando puestos en Comisión de Servicio, de los que los órganos de representación no somos informados, siendo además asignados sin un procedimiento regulado y transparente y alguno de ellos claramente ilegal».