Javier Collado

Dobuss

CBN. La conmovedora historia del pequeño perro policía Stan Lee empezó en mediados de noviembre, cuando la Policía Local de Granada recibió una llamada al 092 en la que un individuo alertó a los agentes de que un hombre estaba maltratando a un perro.

Estos acudieron a la zona y, en efecto, localizaron a una persona propinando patadas a un cachorro de pastor alemán de dos meses.  Al percatarse de la presencia de la Policía, el maltratador intentó huir llevando a rastras al animal, pero los agentes fueron más rápidos y le detuvieron (además de denunciarle posteriormente).

El cachorro fue trasladado al veterinario y, una vez recuperado de los hematomas que sufrió, su destino viró radicalmente: fue adoptado por la Policía Local de Granada y, tras los trámites, se ha incorporado oficialmente al Cuerpo de la Policía granadina.

Su conmovedora historia se convirtió en un fenómeno viral. Tanto, que los agentes lanzaron una encuesta por Twitter para elegir el nombre que le pondrían: Rocky, Iron Man, Stan Lee o Lucky. Finalmente triunfó la tercera opción, Stan Lee, en honor al editor de cómics y padre de Marvel, que falleció el mes pasado. El alcalde de la ciudad andaluza, Francisco Cuenca, ha presentado oficialmente al pequeño perro policía en rueda de prensa y ha explicado que ya se ha formalizado el cambio de titularidad para su incorporación al Cuerpo.