Javier Collado

Dobuss

Escocia se convirtió en el primer país del mundo en incluir en los planes de estudio de su enseñanza básica temas vinculados a los derechos de la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales, según informaron autoridades del país.

Activistas que han luchado por esta conquista valoraron de «victoria monumental» este hecho ampliamente esperado.

El anuncio lo realizó el viceprimer ministro de Escocia, John Swinney. La primera ministra de Escocia, Nicola Sturgeon, celebró el acontecimiento.

«Bien hecho para @tiecampaign y otros que trabajaron arduamente para lograr este resultado y garantizar que la educación inclusiva LGBTI se convierta en una realidad», escribió en Twitter.