Javier Collado

Dobuss

Patricia Ortega, madrileña de 55 años, es la primera mujer que ha llegado al rango de coronel, y a partir del año que viene podría convertirse en la primera mujer general de la historia del Ejército español. Ahora ha sido convocada a la escuela de generales, la cima de la jerarquía castrense, junto con otros 42 coroneles del Ejército de Tierra, todos hombres.

El curso formativo se celebrará en el mes de marzo y después, si hay una vacante de su especialidad, podría ser ascendida por el Consejo de Ministros, adelanta El País. La coronel Ortega entró en las filas del Ejército en 1988, primer año en el que se permitió acceder a las mujeres a la Academia General Militar de Zaragoza. Continuó su formación en la Politécnica Superior del Ejército de Tierra.

En su carrera no ha tenido más sacrificios por el hecho de ser mujer. «Soy un militar, independientemente de mi sexo, y por lo tanto he dejado, sacrificado y renunciado a lo mismo que mis compañeros». «Creo que es importante no identificar a la mujer con la generadora de problemas, y al hablar de militares en general se abre un camino en la implicación del hombre en las corresponsabilidades familiares.

La conciliación como tema de género debe superarse», opinaba cuando fue nombrada coronel. Pero la sociedad, y el Ejército, están cambiando, destacó. Cuando ella entró las Fuerzas Armadas el 44% de la sociedad estaba a favor de la incorporación de las mujeres, un porcentaje que ya roza el 100%. Para Defensa, «es una buena noticia que una mujer por primera vez acceda al curso de general», han explicado a 20minutos.

En el escalafón castrense los últimos datos dicen que, todos los generales en activo, 221, son hombres; de los coroneles: 1.040 son varones y solo tres mujeres; en cuanto a teniente coronel, hay 3.080 hombres y 160 mujeres.