Javier Collado

Dobuss

El pasajero filmado mientras dirigía insultos a una mujer negra en un vuelo de Ryanair entre Barcelona y Londres Stansted pidió disculpas por su comportamiento, pero afirmó que no es racista.

En declaraciones a la cadena de televisión británica ITV, David Mesher, quien reside en Birmingham (centro de Inglaterra), explicó que el abuso verbal dirigido contra Delsie Gayle, de 77 años, fue un «pequeño ataque de mal genio».

El incidente supuestamente racista, parte del cual fue grabado en vídeo por otro pasajero, ocurrió el pasado día 19, viernes, durante el embarque del vuelo FR015 y, según Mesher, comenzó cuando le pidió a su compañera de fila, sentada en el pasillo, que le dejara pasar para ocupar su asiento en ventanilla.

«Probablemente perdí un poco los nervios y le ordené que se levantara. No soy de ninguna manera una persona racista (…) Pido perdón por toda la angustia que le causé en ese momento y la que sufre desde entonces», dijo Mesher.

En la misma cadena, Delsie y su hija Carol, quien la acompañaba en aquel vuelo, rechazaron las disculpas del supuesto agresor: «Hay que olvidar y perdonar, pero me va a llevar mucho tiempo superar lo que él me ha hecho», dijo la víctima.