Javier Collado

Dobuss

Elena Páez. La Denominación de Origen Protegida Priego de Córdoba se unió a la celebración del Día Mundial del Pan, para promocionar los productos típicos de la gastronomía española amparados bajo sellos de calidad diferenciada, en un acto promovido por la iniciativa Pan Cada Día.

La celebración tuvo lugar en la capital madrileña en un evento que reunió a un centenar de expertos en panadería, profesionales de la salud y la gastronomía e instituciones públicas.

Entre ellos acudieron, la subdirectora general de Promoción Alimentaria, María Navarro González-Valerio, el director del departamento de Alimentación de Kantar Worldpanel, Joan Riera, el catedrático de la Universidad de Valladolid del área de Tecnología de Alimentos, Manuel Gómez Pallarés y la escritora y miembro de la Real Academia de Gastronomía (RAG), Almudena Villegas, quién dio el toque gastronómico al evento. Así como el  presidente de la Asociación Española de la Industria de Panadería, Bollería y Pastelería (ASEMAC), Felipe Ruano, y el vocal Asesor de Comunicación y Relaciones Institucionales de la AECOSAN, Juan Julián García.

Villegas fue la responsable de maridar los diferentes alimentos con el objetivo de mostrar al público asistente que cuando hay productos de calidad las combinaciones resultan extraordinarias, “estos maridajes nos ayudan a comprobar e fortaleza de la gastronomía española, cuya base es nada más y nada menos que los buenos productos”, indicó Villegas. Durante la jornada se armonizaron; Aceite de Oliva Virgen Extra de Priego de Córdoba,  Torta del Casar, Jamón Ibérico, Sobrasada de Mallorca y por último, la Caballa y Melva de Andalucía, con distintos panes.

“Es importante que el consumidor conozca que los aceites D.O.P. Priego de Córdoba tienen infinidad de usos gastronómicos y que son extraordinarios en cualquier maridaje, más si este se elabora con productos de alta calidad española”, destacó Paqui García, Secretaría General de la D.O.P. Priego de Córdoba.

Una oportunidad extraordinaria para la D.O.P. Priego de Córdoba, ya que entre sus objetivos está el apoyar y fomentar el buen uso del AOVE en la gastronomía, así como promocionar el valor de los productos amparados por sellos de calidad geográfica como IGP o DOP.