Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. La Asociación Centro Histórico de Córdobaentidad promotora de la restauración de la Torre-Alminar de San Juan de los Caballeros, comunica el inminente inicio de la primera fase de rehabilitación de este importante monumento de la Ciudad.

En su Fase I la intervención se concentrará en las tareas más urgentes: limpieza, restauración y consolidación de las cuatro fachadas del edificio para detener el deterioro que sufren y ofrecer una imagen acorde con la relevancia histórica de uno de los alminares más antiguos de la Península Ibérica, visible desde la vía pública en su integridad.

Entre las actuaciones previstas figura la retirada de la malla metálica, incluida hace más de veinte años como medida de protección frente a desprendimientos y que según la Asociación «ha perjudicado su integridad, contemplación y proyección patrimonial».

El proyecto ha sido redactado por el arquitecto Fernando Osorio y su ejecución se desarrollará bajo la dirección arquitectónica de Francisco Javier Vázquez, actuando Rafael Prados como arquitecto técnico de la misma. La rehabilitación será llevada a cabo por la empresa cordobesa de restauración Antica. La dirección arqueológica estará a cargo del Dr. Rafael Blanco Guzmán a través de un convenio específico que la Asociación Vecinal  ha firmado con la Universidad de Córdoba (UCO), que incluye además un estudio directo del edificio para indagar en su realidad histórica y su evolución hasta nuestros días.

Este proyecto emblemático de esta Asociación, «tras años de trabajo y reuniones para sumar esfuerzos y coordinar a las diferentes entidades», ha respondido, según informan sus responsables, «a la llamada que han efectuado para sacar del ostracismo el citado monumento».

En lo relativo a su financiación, subrayan que principalmente se sustenta «en las aportaciones de la Congregación de las Esclavas del Sagrado Corazón y de la propia Asociación Vecinal, a las que se han sumado las de la Diócesis y el Ayuntamiento, agradeciendo especialmente el decidido impulso del concejal de presidencia Emilio Aumente y su equipo técnico, en éste último punto».

Por último, afirman que  «esperamos poder contar pronto con renovados apoyos y suficiente financiación para iniciar en 2019 una segunda fase de rehabilitación que posibilite la visita al interior de este Bien de Interés Cultural. Los cordobeses lo merecemos».