Supermercados Piedra

Dobuss

Alvaro Sánchez. El delantero blanquiverde Federico Piovaccari apadrinó está temporada la actividad que la Escuela de fútbol Kurtuba con la colaboración de la Asociación Autismo Córdoba llevan a cabo para la integración en el mundo del fútbol de los chicos de esta asociación.
Esta escuela deportiva promueve la inclusión de niños con TEA en el mundo del fútbol de la cual esta temporada es la más ambiciosa y contará con chicos de la asociación en cada una de sus  categorías, siendo pionera en Córdoba en la integración de estos chicos al mundo del fútbol.
El delantero italiano concienciado con este tipo de causas sociales no dudo en ningún momento  en dar su apoyo tras la solicitud de la Escuela Kurtuba y se sintió muy cómodo durante el trascurso del acto mostrando en todo momento su cariño a los chicos y chicas allí congregados, manifestando que es un honor para él, el apadrinar  este proyecto e insistiendo que estará cercano a ellos en próximos eventos para asi dar ejemplo de que el mundo del fútbol es un gran trampolín para este tipo de causas sociales.
Juanjo Mora como coordinador de la entidad deportiva alabo a Federico Piovaccari  su asistencia, a los padres, madres y familares allí reunidos en este sencillo evento en el que para los chicos fue una tarde especial y emotiva y aprendieron por boca del jugador que todo esfuerzo tiene su recompensa, y que para llegar a ser profesional del fútbol la constancia, la dedicación y el respeto son los principales valores y la base de este deporte.
La actividad ponTEAjugar  es realizada por la escuela de fútbol Kurtuba durante  estas ultimas cuatro temporadas, con cada vez  con más influencia y aceptación por las familias de la Asociación Autismo Córdoba por este proyecto tan especial y emotivo.