Javier Collado

Dobuss

CBN. Más allá de la Liga BBVA española y la Premier League inglesa, en Europa hay otras ligas que vienen pisando fuerte como la alemana, la francesa y la italiana. Y todo gracias al desembarco masivo de las televisiones, al uso de internet y a las plataformas digitales. El consumo de fútbol ha cambiado tanto que ha provocado una evolución en todo lo que se mueve alrededor de este deporte. Por ejemplo, hace no tanto tiempo había que acudir a la sección de deportes de un periódico para echar la Quiniela con ciertas garantías; hoy día es posible acudir a internet, consultar una guía para apostar a la Bundelisga alemana, la Ligue 1 francesa o la Serie A italiana y hacerlo con seguridad gracias a estadísticas contrastadas. Es la época dorada del fútbol. Es el momento de disfrutar de otras competiciones.

Bundesliga
La liga alemana, Bayern de Munich al margen, es un campeonato muy igualado. El principal motivo por el que se da esta igualdad es un reparto de los derechos televisivos bastante equitativo. Sus estadios cuentan con el mayor índice de asistencia de las grandes ligas y su buen trabajo de cantera se deja notar en los resultados de la selección nacional, con la excepción del fracaso en el pasado Mundial.

El equipo de referencia del fútbol alemán es el Bayern de Munich. Cada año el equipo bávaro acude al mercado y se hace con los servicios de los jugadores que destacan dentro de sus fronteras, lo que, además, debilita a sus más directos rivales. El Borussia Dortmund se ha mostrado como su rival más fiable en los últimos tiempos pero le ha faltado la regularidad necesaria para imponerse en el campeonato doméstico. Otro candidato es el Red Bull Leipzig, un equipo muy joven, dinámico y lleno de talento. Tampoco hay que olvidarse del Bayern Leverkusen.

Ligue 1

En Francia, tras varios años de dominio del Olympique de Lyon, la llegada del jeque Al-Khelaïfi a París y su gran desembolso económico han tenido como consecuencia un cambio de dinastía. El Paris Saint Germain es el candidato indiscutible a conseguir el título liguero. El Mónaco se ha convertido en el equipo vendedor de talento por excelencia y, aun así, sigue en la pelea, tanto en la liga, como en Europa. El Lyon se apoyará en sus estrellas Fekir y Depay para intentar sorprender al PSG. Lille u Olympique de Marsella son otros de los clásicos con opciones de convertirse en el mejor equipo de Francia. Es un campeonato que esconde grandes joyas por explotar. De aquí han salido jugadores como Raphaël Varane, Samuel Umtiti o el jugador de moda, Kylian Mbappé.

Serie A
La liga del catenaccio. La más difícil para los delanteros. Una competición muy táctica donde priman las defensas. Esos son los clichés por los que se conoce al Calcio italiano. Pero hay mucho más. Tras perder su hegemonía continental la liga italiana vuelve a recuperar, poco a poco, ese estatus por el que las estrellas querían jugar allí. La llegada de Cristiano Ronaldo refuerza el favoritismo de la Juve. La Roma sorprendió en la pasada Champions pero ha comenzado este año bastante floja. El Nápoles lleva años rozando el triunfo y tanto Inter, como Milán, están más cerca de recuperar la grandeza perdida hace unos años.