Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Alvaro Sánchez. Cruz Roja impulsa durante estos días en Córdoba una serie de talleres orientados a ofrecer a personas mayores consejos para la prevención del alzheimer.

Desde ayer hasta el próximo miércoles 26, personal de la institución humanitaria ofrecerá charlas en distintos centros municipales –en la mayoría de los casos, ubicados en las barriadas periféricas- y de salud con recomendaciones y ejercicios para retrasar el deterioro cognitivo a través del envejecimiento saludable.

En colaboración con el Ayuntamiento de Córdoba y la Consejería de Salud, la entidad ha puesto en marcha estos talleres en el marco de la celebración del Día Mundial del Alzheimer, que se conmemora hoy 21 de septiembre.

Las causas y factores de riesgo de esta enfermedad, ejercicios para la memoria y estrategias para evitar los olvidos cotidianos son algunos de los contenidos que el voluntariado de Cruz Roja incluye en estas sesiones, que se llevarán a cabo en el centro de salud del Guadalquivir y en los centros periurbanos de Villarrubia, Veredón de los Frailes, El Higuerón, Alcolea, Santa Cruz y la barriada de Los Ángeles, a los que hay que sumar uno más en Lucena.

La promoción del envejecimiento activo y saludable es una más de las diversas líneas de actuación que engloba el Programa de Mayores de Cruz Roja, todas ellas orientadas a favorecer la autonomía y la permanencia en el hogar de este grupo de población.

Cruz Roja presta apoyo en Córdoba a cerca de 3.000 personas en la provincia (2.824 concretamente) a través del proyecto para la “Atención a personas con funciones cognitivas deterioradas”.

Ese es el enfoque también del servicio de localización para personas mayores con deterioro cognitivo leve (LOPE), que permite la ubicación geográfica del usuario mediante GPS y evitar así los riesgos derivados de una eventual desorientación.

Este dispositivo se integra en un teléfono móvil convencional, genera una alarma cuando la persona se aleja de las zonas previamente definidas por ella, de forma que, en ese caso, la familia o quien se encargue de su cuidado pueda consultar su situación por teléfono o por Internet.

En definitiva, el objetivo principal que se persigue con este sistema pasa por facilitar la localización en tiempo real de los mayores con deterioro cognitivo leve, propiciando así la autonomía y permanencia en el hogar de este colectivo y una mayor tranquilidad para sus familias y personas cuidadoras.

Aunque también están contempladas en el proyecto distintas actividades grupales para combatir el aislamiento y fomentar la participación social de la población mayor de 65 años.

Unas actividades que están en la base del proyecto –financiado por la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales de la Junta- para la “Atención a personas con funciones cognitivas deterioradas”, que contempla distintos talleres y acciones para que los mayores ejerciten su mente, la mantengan activa y puedan mejorar o conservar al menos sus competencias cognitivas en ámbitos como el cálculo, la capacidad de atención, el lenguaje, el razonamiento o la orientación.

Cualquier ciudadano interesado en beneficiarse de cualquiera de estas iniciativas puede obtener más información pasándose por la oficina en Córdoba del Programa de Mayores de Cruz Roja, en Parque de las Avenidas, o llamando al 957 453122.