Javier Collado

Dobuss

María Morales. Una persona que notó esto fue Alberto Feiges, un argentino de 83 años que decidió hacer algo para inspirar a sus vecinos de un edificio de Buenos Aires: colocó carteles -hechos por él mismo- con diversas frases para inspirar a sus vecinos.

Además, el anciano afirma que tiene tres tipos de frases para escribir: «estimulantes», «románticas» y sobre salud, que es un tema que a él le importa mucho.

Incluso, Feiges señala que una vez -por diversos motivos- tuvo que dejar de hacer los carteles, y que cuando volvió a colocarlos, recibió comentarios agradeciendo su regreso. «Me di cuenta de que me hacía bien a mí. Veía que esa tarea alcanzaba el objetivo que tenía pensado: que le sirviera a alguien”, aseguró el argentino.