Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. Se llama Clark Kent Apuada y sus amigos lo llaman Superman, como el famoso héroe de los cómics.

Tiene solo 10 años y esta pasada semana se convirtió en la gran sensación de la natación en Estados Unidos al batir un récord que mantenía Michael Phelps en su poder desde hacía 23 años.

De origen estadounidense-filipino, Kent Apuada nadó los 100 metros mariposa en 1’09″38 para conquistar la medalla de oro en el tradicional campeonato Far Western, que se disputó en California, bajando en más de un segundo el tiempo que Phelps estableció en la misma prueba en 1995.

Compitiendo en la categoría de menores de 10 años, el pequeño ganó además las otras seis modalidades en las que compitió: 50 metros mariposa, 50 y 100 metros espalda, 50 y 100 metros estilo libre y 200 metros combinados.

Su gran actuación y el hecho de haber superado el récord de Phelps hizo inevitable disparar las comparaciones con el legendario nadador, que tras debutar en las Olimpiadas a los 15 años, se convirtió en el deportista olímpico más laureado de la historia con 28 medallas.

Según explicó su madre, Cynthia Apuada, Clark está haciendo honor a su nombre demostrando que se trata del «Superman del agua».

«Él fue quien dijo, ‘Mira mami, Michael Phelps tiene un récord en el Far Western. Yo puedo batirlo’, y solo tenía 7 años», recordó Aguada en entrevista con el Huffington Post.

Tras recibir la ovación de las gradas cuando se anunció su récord, Clark ya apunta a sus nuevos objetivos: «París 2024 o Los Ángeles 2028» serán su nuevo objetivo.

«Este récord me motivó para seguir nadando, a mantener el esfuerzo y hacer todo lo posible para llegar a la élite», indicó a la prensa el jovencísimo campeón.