Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

María Morales. La Policía Nacional de Córdoba ha detenido a tres personas de un grupo organizado por la supuesta comisión de varios delitos de receptación de teléfonos móviles presuntamente robados o perdidos, para posteriormente enviarlos a otros países.

Según ha informado el Cuerpo Nacional de Policía, la operación se inició a mediados del mes de julio, cuando los agentes observaron a una persona en actitud sospechosa portando una bolsa de plástico, de modo que lo interceptaron y localizaron en el interior de la bolsa 32 terminales de alta gama y una ‘tablet’, «no dando coherencia alguna esta persona sobre la titularidad de los mismos».

En ese momento se realizaron gestiones con los terminales, detectando como cuatro de ellos figuraban sustraídos/perdidos en fechas recientes, motivo por el cual esta persona fue detenida por la supuesta comisión de un delito de receptación. Los agentes tras realizar diversas pesquisas determinaron la implicación de otras dos personas más, las cuales fueron detenidas el pasado fin de semana como presuntas autoras de un delito de receptación.

El método de trabajo de dicha organización consistía en comprar todo tipo de artículos presuntamente sustraídos, para posteriormente cuando disponían de una gran cantidad de ellos, ordenar el envió de los mismos a otros países, evadiendo así la acción de la justicia.