Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. La tecnología es un tema muy común, tan común que muchos medios de comunicación dedican una sección entera a este asunto. Es tan importante para la sociedad del siglo XXI que muchos estados dedican además una comisión o incluso un ministerio a las nuevas tecnologías y a la inclusión de ésta en las actividades más básicas como la educación, el entretenimiento, turismo, cocina y así hasta un largo etcétera.

Parece que hemos llegado a un punto en el que sin tecnología no habría desarrollo y no se puede dar marcha atrás. Son los inventos tecnológicos los que conforman la nueva sociedad de la comunicación y que nos ha hecho mejorar siendo mucho más eficientes, pero ¿habríamos imaginado llegar hasta el punto en el que nos encontramos hoy en día? ¿nos han ayudado estos nuevos inventos más de lo que podríamos pensar?

Pixabay.com

Tecnología de entretenimiento móvil que ayuda a la salud

Gracias a la revolución móvil, hemos ido viendo a lo largo de los años nuevas maneras de utilizar los teléfonos móviles: para tomar fotos, vídeos, chatear e incluso para ver pelis en 3D, pero todo tuvo un inicio y este comenzó con los juegos móviles. Primero con juegos sencillos como la serpiente o el buscaminas, tan famosos en los móviles Nokia lanzados hace más de una década y que hace poco se volvieron a poner de moda. Con la evolución de éstos, la sociedad ha podido experimentar y desarrollar una serie de juegos cada vez más inteligentes e incluso algunos que además de entretener al usuario, lo ayudan a desarrollar aptitudes, como mantener la memoria y la agilidad mental en forma, como con el conocido juego Luminosity desarrollado por Lumos Labs y disponible en 182 países.

Así mismo, existen juegos de mesa adaptados a lo digital, que además de disfrutarlos por puro entretenimiento también nos aportan ciertos beneficios para la salud mental y de reflejos. Uno ejemplo de estos juegos clásicos sería el juego Apalabrados (juego del mismo estilo que el Scrabble) que además de permitirnos jugar con varios jugadores y establecer nuestra propias estrategias para formar palabras, nos ayuda a obtener mayor vocabulario, y a mejorar nuestra ortografía. Otro juego clásico de éste tipo es el blackjack, con el que al ir trazando diversas estrategias como por ejemplo doblar que, como se explica en Betway que consiste en dividir la mano siempre que tengas 2 cartas del mismo valor y así poder jugar dos juegos a la vez, nos enseña a planificar, evaluar riesgos y a mantener objetivos. Finalmente uno de los juegos que más ejercicio mental genera es el Sudoku, que estimula la lógica, el razonamiento y la memoria, a la vez que nos garantiza horas de entretenimiento.

Tecnología en la comunicación

¿Quién iba a pensar hace 20 años que los teléfonos móviles iban a desarrollarse hasta los teléfonos inteligentes que conocemos hoy en día? El teléfono fue concebido como una herramienta sencilla que fue acogiendo cada vez más adeptos a principios del milenio y que se convirtió en una herramienta muy común. Hoy en día muchas de las marcas que comenzaron a fabricar móviles sencillos fueron sumándose a la tendencia de los móviles inteligentes o smartphones. Éstos suponen el 87% de todos los teléfonos móviles que tiene el 96% de ciudadanos españoles.

Otro de los apartaos electrónicos más utilizados hoy en día, aparte del smartphone, son las tabletas. Aunque hay medios que auguran una caída de su uso, éstas surgieron como un boom de ventas, así lo demuestran el número de las visitas a Internet ya que proceden de las tabletas, además de navegar por Internet también se le pueden dar otros usos similares a los portátiles y los teléfonos inteligentes y muchos más de los que habríamos imaginado. En buena parte son las aplicaciones externas las que nos ayudan a sacarle todo el partido a nuestros aparatos electrónicos. En las tiendas de apps podemos encontrar todo tipo de temáticas que nos ayudarán a que nuestra vida del día a día sea más eficiente en cualquier aspecto.

La realidad virtual y aumentada

Estas dos disciplinas muy parecidas entre sí están cambiando el futuro de nuestras experiencias combinando mundo real con el mundo ficticio o virtual. En un principio se fueron utilizando en juegos como en el de Pokémon Go mediante los smartphones para conseguir una experiencia lo más real posible mientras se perseguían a los pokemons. La VR y la AR serán cada vez más utilizadas en usos comerciales como en catálogos, ya lo han puesto a prueba tanto Ikea como la cadena de ropa española Zara para enganchar con los consumidores más innovadores y atraer a otro tipo de público. Además de entretenimiento, la VR y la AR se han utilizado para el entrenamiento de doctores, que pueden hacer prácticas de cirugías, o en el de pilotos de avión o astronautas.

¿Quién iba a pensar que estos inventos, juegos y otros aparatos nos iban a ayudar en nuestro día a día más de lo que habríamos pensado? Está claro que el presente y futuro de nuestra sociedad se basa en la tecnología y en lo virtual que nos ayudará tanto en nuestras tareas diarias como en otras actividades relacionadas con la salud o la seguridad.