Javier Collado

Dobuss

CBN. El obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, ha bendecido este jueves, tras seis meses de obras y una inversión de 211.000 euros, la ampliación de la nave industrial de 800 metros cuadrados, ahora inaugurada por Cáritas Diocesana de Córdoba y que ha sido habilitada para el tratamiento de 930 toneladas de cartón y ropa al mes por parte Solemccor, la empresa de inserción laboral de Cáritas en Córdoba.

Durante el acto de inauguración y bendición de las instalaciones, el obispo, que ha estado acompañado de un grupo de trabajadores de Solemccor y el equipo directivo de Cáritas Diocesana de Córdoba, ha recordado que «la comunidad cristiana está viva en Córdoba» y con sus aportaciones a Cáritas «permite poner en marcha la caridad», mediante proyectos como éste, en beneficio de «los que buscan empleo para sostener sus familias». En este sentido, Demetrio Fernández, ha tenido palabras de reconocimiento para los empleados de Solemccor, con quienes ha compartido que «el trabajo despierta la esperanza», como lo hará la labor que desarrollarán en la nave ampliada, referida a la gestión de las 630 toneladas de cartón y 300 toneladas de ropa que recoge mensualmente Solemccor.

En esta planta se llevará a cabo el proceso de selección para el reciclaje de cartón y el almacenaje de los documentos del servicio de destrucción confidencial de papel, con que también cuenta esta empresa de inserción laboral de Cáritas. Este año ha crecido en 100 toneladas mensuales la recogida de cartón con vehículos ligeros de Solemccor, por lo que «las expectativas son buenas para el futuro», según ha señalado el gerente de esta empresa social de Cáritas, José Repiso. La selección y separación de ropa también se realizará en estas instalaciones y, una vez abastecida la provincia, el material sobrante se enviará a las Cáritas de Bilbao y Valencia, donde se someterá a una nueva selección para destinarla a cooperación internacional o confección.

La ampliación de esta nave permitirá el traslado de esta actividad hasta la sede de Solemccor, en el Polígono de las Quemadas, que hasta ahora se ocupaba en una nave alquilada. En este espacio trabajarán a diario unas siete personas, de los 23 trabajadores encargados del reciclado de cartón y papel. Solemccor cuenta con 45 trabajadores contratados.