Profesionales de la Cocina del Hospital Reina Sofía.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

El servicio de Cocina del Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba se afana ahora en la elaboración de los menús especiales que el complejo sanitario ofrece cada año a los pacientes que pasan la Semana Santa ingresados, con el fin de acercarles las tradiciones culinarias de estas fiestas y facilitarles una estancia más grata.

En total, se prepararán más de 2.000 menús repartidos en dos almuerzos y una merienda, que se servirán a alrededor de 800 pacientes entre el Jueves y el Viernes Santo. Así, en el almuerzo de este jueves se dispensará a los pacientes crema de marisco, solomillo de cerdo al Pedro Ximénez con champiñones y macedonia de fruta natural, y durante la merienda los pacientes podrán degustar los tradicionales pestiños.

El Viernes Santo el plato principal en el almuerzo será potaje de garbanzos en cuaresma, lubina al horno con ensalada y piña natural. Además, la merienda de este día irá acompañada de las torrijas típicas de estas fechas.

El hospital ofrecerá cada uno de estos menús a la mayoría de los pacientes hospitalizados, niños y adultos, a excepción de los enfermos que, por exigencia de su dieta, deban consumir otros platos ajustados a sus necesidades. Todas las comidas han sido supervisadas por el Servicio de Nutrición y Dietética del complejo sanitario.

El Reina Sofía prepara comidas especiales para celebrar algunas de las fiestas más destacadas del calendario, entre las que figuran la Navidad, el Día de Andalucía, la Semana Santa y la festividades locales de San Rafael y de la Fuensanta