Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

María Morales. Los hospitales públicos andaluces han realizado, durante el mes de enero, un total de 119 trasplantes de órganos, de los cuales 21 se han llevado a cabo en el Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba (ocho de riñón, cinco de hígado, siete de pulmón y uno de corazón). Esta cifra es la más elevada realizada en un mes gracias a la generosidad de 5 donantes vivos y 53 personas fallecidas. La consejera de Salud, Marina Álvarez, ha resaltado en Comisión de Salud parlamentaria estos datos, que ponen de manifiesto “el magnífico trabajo en trasplantes que venimos realizando en Andalucía durante los últimos 25 años, gracias al cual tenemos el doble de oportunidades de recibir un trasplante que en la mayoría de los países europeos”.

En concreto, de los 119 trasplantes realizados, 77 fueron renales (de ellos un trasplante infantil y cinco de donante vivo); 32, trasplantes hepáticos (uno de ellos infantil); 7, trasplantes de pulmón; 2, de corazón y 1, de páncreas combinado con un trasplante renal –es decir, un doble trasplante a un mismo paciente-. Las cifras más altas alcanzadas hasta ahora en un mes fue en marzo de 2017, con 99 trasplantes realizados, 20 menos que en este mes de enero.

En el pasado mes de enero de 2017, se llevaron a cabo 78 trasplantes gracias a la generosidad de 34 donantes fallecidos y seis donantes vivos, por lo que el incremento de donantes y trasplantes del pasado mes de enero de 2018 es significativo y confirma la tendencia al alza de las cifras de donación-trasplantes observadas en los últimos años.

Tal y como ha explicado la consejera de Salud, en este mes de enero, se volvió a producir una concentración de nueve donaciones, en distintos hospitales, entre los días 18 y 19. A partir de estas donaciones, y gracias al intenso trabajo que desplegó toda la red, fue posible realizar 23 trasplantes de órganos en 48 horas “lo que puso a prueba, una vez más, la capacidad organizativa y la profesionalidad de toda la cadena de trasplantes”.

En esas 48 horas, los cinco hospitales andaluces autorizados para trasplante de órganos vivieron una intensa actividad. Concretamente, los equipos del Hospital Virgen del Rocío atendieron a cuatro donaciones, en distintos hospitales de su sector, y llevaron a cabo cuatro trasplantes renales y tres trasplantes hepáticos, “lo que implica un sobresfuerzo impresionante”.

Marina Álvarez ha informado de este nuevo récord alcanzado por el programa de donaciones y trasplantes de la sanidad pública andaluza por cuarto año consecutivo. “Este nuevo hito se traduce en cifras pero que se construye con historias individuales”, ha subrayado la consejera de Salud que ha destacado, entre estas historias, la de Manuel Borjabad, que el pasado mes de octubre recibió un trasplante renal en el hospital Virgen del Rocío, sin haber tenido que pasar por diálisis, es decir, un trasplante ‘anticipado’; un avance en términos de calidad de vida. Manuel recibió uno de los 200 trasplantes renales que se realizaron en Virgen del Rocío durante 2017, la cifra más alta de España en ese año, y la más alta registrada hasta ahora en toda la historia de la Organización Nacional de Trasplantes.