Imagen del lobo ibérico/ www.wikipedia.org

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. El delegado de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía en Córdoba, Francisco de Paula Algar, se ha reunido con la secretaria provincial de COAG-Córdoba, Carmen Quintero, para explicarle las líneas de trabajo que Medio Ambiente tiene en marcha sobre la gestión del lobo en Andalucía, y así dar a conocer el Proyecto Life ‘El Lobo en Andalucía: cambiando actitudes’, una iniciativa europea sobre ‘Gobernanza e Información Medioambiental’ que tiene este animal como protagonista.

En la reunión con la responsable de la organización agraria, el delegado territorial ha explicado que su Consejería no ha previsto ni prevé la suelta de ejemplares en la naturaleza, aclarando que el proyecto Life ‘El lobo en Andalucía: cambiando actitudes’ se centra exclusivamente en la información y comunicación, y en ningún caso prevé actuaciones de manejo de hábitat ni manejo de ejemplares.

Se trata, según ha aclarado, de una modalidad de proyecto europeo denominada ‘Gobernanza e Información Ambiental’, que tiene como finalidad la participación de la ciudadanía en la gestión de la naturaleza y, en este caso particular, en la de una especie amenazada, como es el lobo en Sierra Morena.

El trabajo que se está realizado se centra en hablar con los sectores del medio rural con mayor implicación y trascendencia en la conservación del lobo ibérico, esto es, el cinegético (guardas de fincas, administradores y propietarios de terrenos cinegéticos, sociedades de caza y cazadores en general) y el ganadero.

Se está trabajando de forma particularizada con cada uno de estos segmentos de la población, informándoles de primera mano sobre cuál es la situación actual del lobo en Andalucía y recogiendo qué propuestas ofrece cada uno de ellos, para mejorar la coexistencia con este animal.

Esta iniciativa europea, según la Junta, constituye una excelente oportunidad para recoger las propuestas y aportaciones del sector ganadero y cinegético, y poder incorporarlas en la gestión agraria y forestal de la Administración a través de diferentes programas y fondos.

En los 20 municipios de Córdoba y Jaén en los que se está llevando a cabo el proyecto, se están organizando encuentros con ganaderos, reuniones con cazadores, entrevistas con guardas de fincas y actividades informativas con la ciudadanía, entre otras actuaciones, incluyendo la campaña de educación ambiental ‘Desmontando mitos en la escuela’, a realizar en 46 centros educativos de las dos provincias andaluzas.

COAG, por su lado, entiende que la actividad ganadera y agrícola no puede considerarse un peligro para la preservación de las especies ni al revés, ya que la labor de agricultores y ganaderos es hoy por hoy la garantía de un mundo rural vivo y sostenible.

En este sentido, la organización agraria ha manifestado su interés en participar en el proyecto, por lo que el delegado de Medio Ambiente ha ofrecido la participación de COAG en el seguimiento del proyecto Life y en el desarrollo de medidas de participación del sector ganadero en la gestión de la especie, y poder aportar así propuestas que mejoren la coexistencia del lobo con el sector de la ganadería.

En el futuro se mantendrán reuniones para continuar definiendo actuaciones de colaboración, para que se tenga en cuenta a la ganadería de Sierra Morena en la gestión del lobo. El proyecto Life, cofinanciado por la Unión Europea (UE), está coordinado por la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, y junto a ella participan organizaciones cinegéticas (Federación Andaluza de Caza, Aproca y Ateca), ganaderas (Asociación de Pastores por el Monte Mediterráneo) y conservacionistas (WWF/España), así como la Agencia de Medio Ambiente y Agua.