Hospital Infantil de Filadelfia.

Supermercados Piedra

Dobuss

Carmen Paz. Abby y Erin Delaney han salido del hospital cada una en su sillita, tras nacer unidas por la cabeza en julio de 2016. Las gemelas de Filadelfia que fueron operadas con éxito, pasarán el Día de Acción de Gracia en casa, según informó en su cuenta de Facebook el hospital Infantil de la ciudad.

Las gemelas, que nacieron de forma prematura en un hospital de Carolina del Norte, el 24 de julio de 2016, eran craneópagas, es decir estaban unidas por la cabeza. Un año después del nacimiento, en junio de este año, las dos pequeñas fueron sometidas a una delicada operación para separarlas en la que participaron 30 médicos de diferentes disciplinas.
La intervención duró unas 11 horas y las niñas, que llevan cinco meses hospitalizadas están bien, necesitarán varias operaciones más para que puedan llevar una vida normal, según explicó en su web el hospital Infantil de Filadelfia.
La madre de Abby y Erin Delaney ha agradecido a los médicos por todo el trabajo y la dedicación para conseguir que sus niñas estén bien y puedan volver a casa.
«Riley y yo estamos muy agradecidos por el cuidado que nuestras niñas han recibido y estamos muy emocionados de llevarlas a casa, justo a tiempo para las vacaciones».