Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Redacción. La cirugía metabólica permite abordar el tratamiento de la diabetes y el sobrepeso a través del bisturí. Como apunta Carlos Sala, especialista de especialista en cirugía general y aparato digestivo de la Unidad de Obesidad de Hospital Quirónsalud Valencia, «con el fin de poner solución a la epidemia global de diabetes y obesidad, dirigimos nuestros esfuerzos hacia procedimientos quirúrgicos que nos ayuden a tratar las secuelas de la obesidad, como la diabetes tipo 2».

La diabetes de tipo 2 es la más común. Suele ir asociada a problemas de sobrepeso u obesidad, por lo que es necesario modificar ciertos hábitos de vida y alimenticios, además de acostumbrarse a controlar el nivel de azúcar de forma periódica y tomar la medicación asignada.

En algunos casos, también se pueden explorar posibilidades más novedosas como la cirugía. Ocho de cada diez personas obesas que se someten a una intervención de cirugía bariátrica o metabólica deja de ser diabético, el resto pasa de la insulina pinchada a la toma de fármacos orales y un mejor control de la enfermedad.

Se ha visto cómo se minimizan otros trastornos asociados, como el síndrome de apnea del sueño, los problemas cardiacos, la hipertensión arterial, las alteraciones de la fertilidad, la sobrecarga de articulaciones, el reflujo gastroesofágico, así como problemas de autoestima y ansiedad, entre otros.