Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. Los avances en la corrección temprana de patologías ha permitido en los últimos años que personas con carencias físicas graves, incluso sensoriales, hayan podido desarrollarse normalmente. Es el caso de Christian, un bebé de dos años que padece una miopía congénita y que pudo ver por primera vez bien gracias a unas gafas adaptadas.

En un vídeo que se ha hecho viral en Twitter, el joven, reacio a que le pongan las lentes en un primer momento, se queda atónito, con los ojos como platos, cuando contempla bien por primera vez el mundo que le rodea. Tras el tierno impacto inicial, Christian comienza a reír de felicidad ante sus agradecidos padres, en un vídeo retuiteado miles de veces y que ha recibido miles de visitas a través de la red social.

La miopía es una enfermedad que padece aproximadamente el 25% de la población mundial, por lo que, en caso de ser congénita, su detección y tratamiento tempranos pueden ayudar a que no se desarrolle más rápido.