Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. El cardiólogo español Valentín Fuster ha sido premiado con la Gran Cruz de Alfonso X el Sabio.
Este galardón premia a personas físicas y jurídicas y a entidades tanto españolas como extranjeras que se hayan distinguido por los méritos contraídos en los campos de la educación, la ciencia, la cultura, la docencia y la investigación o que hayan prestado servicios destacados en cualquiera de ellos en España o en el ámbito internacional.

El Consejo de Ministros, a propuesta del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, ha otorgado la Gran Cruz de la Orden Civil de Alfonso X el Sabio al Dr. Valentín Fuster, Director General del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC). Este galardón premia a personas físicas y jurídicas y a entidades tanto españolas como extranjeras que se hayan distinguido por los méritos contraídos en los campos de la educación, la ciencia, la cultura, la docencia y la investigación o que hayan prestado servicios destacados en cualquiera de ellos en España o en el ámbito internacional.

El Dr. Fuster compagina actualmente sus funciones en el CNIC con la de Director del Instituto Cardiovascular y “Physician-in-Chief“ del Mount Sinai Medical Center de Nueva York. Recientemente además ha asumido la responsabilidad de ejercer como Presidente del Consejo Asesor de Sanidad del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y además es Editor Jefe del Journal of American College of Cardiology.

Como científico, el Dr. Fuster ha sido nombrado Doctor Honoris Causa de treinta y cuatro universidades de prestigio y ha recibido tres de las más importantes becas del NIH (National Institutes of Health). Ha publicado más de 900 artículos científicos en revistas médicas de ámbito internacional, y dos de los libros de mayor prestigio dedicados a la cardiología clínica y de investigación: The Heart y Atherothrombosis and Coronary Artery Disease.

Las contribuciones a la medicina cardiovascular hechas por el doctor Fuster han tenido un enorme impacto en la mejora del tratamiento de pacientes con dolencias cardíacas. Sus investigaciones sobre el origen de los accidentes cardiovasculares, que han contribuido a mejorar la prevención y el tratamiento de los infartos le valieron en 1996 el Premio Príncipe de Asturias de Investigación y más recientemente el título de Marqués (2014) otorgado por el Rey de España por su “destacado y constante trabajo en investigación cardiovascular y su meritoria labor docente”.

Entre los reconocimientos a su labor cabe destacar que el Dr. Fuster es el único cardiólogo que ha recibido los máximos galardones de investigación de las cuatro principales organizaciones internacionales de Cardiología: la Asociación Americana del Corazón, el Colegio Americano de Cardiología, la Sociedad Europea de Cardiología y la Sociedad Interamericana de Cardiología.