Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. 8.613 espectadores se dieron cita en el Estadio José Zorrilla en la séptima jornada de la Liga 1/2/3.

Alineaciones:

Real Valladolid: Masip; Antoñito, Olivas, Deivid, Ángel; Borja, Luismi (Cotán 76′); Hervías (Gianniotas 61′), Ibán (Toni 71′), Plano; y Mata

Córdoba C.F.: Kieszek; Caro, João, Josema (Lara 46′), Pinillos; Aguza, Edu Ramos; Galán, Guardiola, Alfaro (Jovanovic 46′); y Jona

El Córdoba C.F. sufrió una severa derrota en Valladolid con una nueva goleada en contra que pone en duda la continuidad del técnico Luis Carrión.

Desde el primer momento del partido, los dos equipos salieron a disputar el balón y a tratar de tener su posesión el mayor tiempo posible, lo que se tradujo en un juego lento y tedioso, ya que ninguno cedía espacios, con defensas bien situadas en el terreno de juego, hasta que Iban Salvador, en una jugada individual y por el centro de la defensa, logró plantarse solo ante Kieszek y superarle con un disparo raso.

Ese gol dio alas a los vallisoletanos, ante un rival que solo tiró a puerta tras una falta directa, que Alfaro envió a las manos del portero local, y en el minuto 23, sorprendiendo de nuevo a la zaga andaluza y a Kieszek, Óscar Plano aumentaba la renta con un gol olímpico desde el córner.

El equipo cordobesista era incapaz de crear peligro, mientras que el conjunto blanquivioleta conseguía enlazar una jugada tras otra, como la que inició Iban Salvador y continuó Luismi, con un pase medido a Mata, al ver su desmarque, para que éste empujara el balón a la red.

Faltaban diez minutos para el descanso y el Córdoba C.F.  siguió mostrando falta de ideas en ataque, por lo que se llegó al final de la primera parte con un 3-0 favorable al Real Valladolid.

La segunda mitad comenzó con dos cambios en el equipo blanquiverde que aportaron más intensidad al ataque cordobesista, y en el minuto 51, uno de los jugadores recién incorporados, Jovanovic, logró superar a la defensa del Real Valladolid, centrando para que Sergi Guardiola firmara el tanto del cuadro dirigido por Luis Carrión y recortara diferencias.

Les costó a los de Luis César olvidar el resultado y volver a meterse en el partido, pero, con la entrada de Gianniotas y Toni, el juego ofensivo de los vallisoletanos mejoró de manera ostensible y en el minuto 72, en una jugada iniciada por Toni, marcaron el cuarto gol con Luismi como ejecutor, tras un buen pase de Mata.

El Córdoba C.F. jugaba con uno menos, tras la expulsión por doble amarilla de Edu Ramos, y el cuadro blanquivioleta dispuso de más ocasiones para aumentar su renta, aunque ni Toni ni Cotán ni Gianniotas pudieron superar a Kieszek, ni Aguza a Masip con un potente disparo, ya con el tiempo cumplido.