Policia Nacional.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Redacción. Agentes de la Policía Nacional han procedido a la detención de cuatro personas a mediados del presente mes de junio por la presunta comisión de un delito contra la salud pública, a las que se les acusa de traficar con cocaína y marihuana, todo ello tras efectuar cuatro registros domiciliarios en distintos puntos del Sector Sur.

La operación bautizada como “Lobo” por parte de los investigadores, tuvo comienzo a finales del pasado año 2016, cuando los agentes encargados de luchar contra el tráfico de drogas, detectaron cómo, al parecer, un clan familiar del Sector Sur, pudiese estar dedicándose a la adquisición de marihuana y cocaína, para posteriormente distribuirla a terceros en la capital cordobesa.

Fruto de las primeras pesquisas realizadas, y gracias al dispositivo preventivo de seguridad ciudadana establecido con motivo de la época de navidad, agentes de policía nacional, procedieron a la detención de un hombre que portaba alrededor de un kilogramo de cocaína, en una intervención en vía pública en el Sector Sur, como presunto autor de un delito contra la salud pública.

Los investigadores se han incautado de 12 teléfonos con los que realizaban comunicaciones

A raíz de esa detención y de esas primeras gestiones, los agentes fueron recabando diferentes pruebas que corroboraban la hipótesis de la investigación, observando cómo no estaban ante un punto de menudeo aislado, sino ante una trama de mayor envergadura, en la que llegaron a la determinación de la existencia de un clan, perfectamente organizado en el que cada uno de sus miembros realizaba labores específicas.

Además, pudieron observar con los presuntos vendedores, utilizaban todo tipo de técnicas para evitar ser detectados por los agentes durante los seguimientos, llegando a incautar en la operación doce terminales telefónicos, con los que al parecer, los ahora detenidos, realizarían las comunicaciones con los presuntos compradores.

La investigación continuó durante estos meses, llegando a la conclusión los encargados de la misma de la existencia de, al menos, otros tres puntos de venta relacionados con el anterior, siendo todos ellos controlados por este clan. Por todo ello, bajo la dirección del Juzgado de Instrucción nº Siete de Córdoba, los agentes procedieron en la mañana del día catorce, a la realización de cuatro registros domiciliarios en diferentes domicilios del Sector Sur.

Fruto de los mencionados registros se procedió a la detención de cuatro personas a las que se les acusa de la comisión de un presunto delito contra la salud pública así como partencia a organización criminal, recuperando más de un kilogramo de marihuana, y diversas cantidades de hachís y cocaína así como casi 10.000 euros en efectivo.

La operación ha sido llevada a cabo por miembros del Grupo de Estupefacientes de la Brigada Provincial de Policía Judicial apoyados por miembros del área de Seguridad Ciudadana.