Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

CBN. La joven informática cordobesa María Pérez Ortiz, con tan solo 27 años de edad, es una de las expertas más importantes en el ámbito de la informática y tecnología.

En concreto en aprendizaje automático, un campo de la inteligencia artificial. Ha desarrollado aplicaciones muy innovadoras y próximas al usuario en áreas tan diversas como la agricultura sostenible, los trasplantes de órganos, el cambio climático y la oncología. Obtuvo el grado de Informática en la Universidad de Córdoba, y en 2015, con solo 24 años, el doctorado en la misma universidad. Pese a su juventud tiene 60 publicaciones en revistas con evaluación por pares y en congresos nacionales e internacionales. Desde su grupo de investigación, “Aprendizaje y redes neuronales” de la Universidad de Córdoba, ha trabajado en proyectos de investigación en colaboración con universidades de varios países, con hospitales y centros de investigación de áreas muy diversas y con organismos supranacionales, como la Agencia Espacial Europea (ESA).

Gracias a su desarrollo de varias aplicaciones para distintos sectores María Pérez ha una de los seis jóvenes ganadores de los Premios de Investigación Sociedad Científica Informática de España que otorga la Fundación BBVA. El premio de los seis ganadores ha consistido en una ayuda de 5.000 euros para llevar a cabo sus elaborados proyectos.

Con este premio María pretende llevar a cabo un nuevo proyecto que podría ser clave para implementar el sistema de trasplantes español y consiste en la predicción de compatibilidad de órganos entre los pacientes gracias a la inteligencia artificial.

Su gran idea comenzó en la recta final de su carrera cuando comenzó a estudiar la tecnología en el sistema de trasplantes español para incluirlo en su trabajo de fin de grado, sugerido por uno de sus profesores. En aquel momento María empezó a investigar por su cuenta para realizar su último trabajo universitario y terminó convirtiéndose en su pasión.

Actualmente la joven se encuentra en Cambridge (Reino Unido) donde ha comenzado a trabajar recientemente como investigadora posdoctoral, buscando la forma de desarrollar un sistema que deducirá la compatibilidad en los trasplantes hepáticos.

El sistema actual funciona utilizando una lista de espera de pacientes que por orden de preferencia van recibiendo los órganos necesarios para su trasplante. Sin embargo, en algunas ocasiones no hay compatibilidad y el organismo del paciente termina rechazando ese trasplante y creando una situación de emergencia.

El proyecto de María Pérez,  trata de simplificar y facilitar esta tarea mediante la predicción de estos rechazos y así lograr un 100% de seguridad y éxito en los trasplantes.

De momento, este modelo se ha experimentado de forma teórica en trasplantes hepáticos con muy buen resultado,  obteniéndose más de un 80% de aciertos al asignar un donante a un receptor. En paralelo se está empezando a aplicar el modelo en trasplantes de pulmón y la idea es poder utilizarlo en cualquier tipo de órgano. La propia ONT (Organización Nacional de Trasplantes) ha mostrado interés por este nuevo sistema.