Javier Collado

Dobuss

Trajes Hombre
Llegan las celebraciones y te contamos opciones para el hombre

Redacción. Llega el buen tiempo y con él una nueva entrega de lo que popularmente se conoce como BBC: Bodas, Bautizos y Comuniones. Si eres de los que no tiene mucha idea de lo que se lleva esta temporada pero tienes claro que quieres brillar ese día, ya sea como invitado o como protagonista, presta atención a las tendencias en trajes para esta primavera-verano.

La paleta de colores de esta temporada va desde los clásicos negro y gris hasta estampados bicolores para los más atrevidos. Para los más sobrios, el negro, una institución en el mundo de la moda, siempre es una apuesta segura de estilo y elegancia, un must have indispensable en el armario de todo hombre. Sin embargo, este color absorbe mucho el calor, por lo que si el evento es de día es mejor optar por colores más frescos que reflejen la luz. El gris claro es uno de los colores que más se van a llevar esta primavera, por lo que un traje en esta tonalidad y en un tejido fino como la lana ligera, será una elección perfecta si lo combinamos con una camisa y una corbata de colores más claros, como por ejemplo el azul. El blanco roto y el beige también son tendencia, aunque si apostamos por estos colores tenemos que estar muy seguros de que un traje de estas características es acorde al estilo de la fiesta en cuestión. Estos colores suelen emplearse en trajes de materiales ecológicos, como el lino, y aportan un estilo veraniego y desenfadado, ideales generalmente para bodas con un toque más bohemio o que se celebren en la playa.

Los trajes en azul marino son, al igual que los trajes en negro, un acierto seguro. Pero si estás un poco aburrido de un color tan apagado, esta primavera estás de enhorabuena porque se lleva el azul tinta o azul eléctrico. Este color sienta muy bien y es muy sencillo de combinar con una camisa blanca y una corbata de otro color o de algún estampado atrevido.

Para los que prefieran algo más llamativo, también se lleva el rosa y el burdeos, aunque la apuesta por estos colores es algo más arriesgada por lo difícil de su combinación. Si no te ves muy favorecido con estas tonalidades, también puedes apostar por un traje estampado. Esta temporada triunfan las rayas y los cuadros, sobre todo en las combinaciones de azul y blanco, y gris y negro.

Si en vez de invitado eres el novio y quieres apostar por un traje en vez de por un chaqué, el estilo British siempre es una sabia elección. Este tipo de trajes, generalmente en gris, derrochan elegancia por todas sus costuras; y si no que se lo digan a James Bond que, lo mismo en sus múltiples visitas al casino como huyendo de enemigos de los más peligroso, sabía lucir este estilo británico sin perder un ápice de su galantería.

En cuanto al corte, al igual que ya sucedía en la línea de otoño-invierno, el slim fit o entallado vuelve a destacar en todas las colecciones de verano. Este corte es muy jovial y queda especialmente bien si se combina con unas deportivas o unos zapatos más sport, dándole un toque más fresco. Que no se preocupen los no que no quieran, o no aguanten, prendas tan apretadas ya que el corte recto es un clásico que también está presente en la nueva temporada. Además, este verano vuelven los pantalones por encima del tobillo, ideales en colores más alegres y claros como el azul y el gris.

Como vemos, existe un sinfín de alternativas acordes a todos los gustos. Lo importante es encontrar algo favorecedor con lo que encontrarse cómodo y que nos permita disfrutar del día y el festejo al 120%.