Caracoles.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Caracoles.
Caracoles.

Redacción. Un total de 26 puestos de comerciantes caracoleros participan en el VII Concurso de Caracoles Guisados Ciudad de Córdoba, cuyo fallo se conocerá el próximo día 15 de mayo en el marco de la VII Caracolada Popular, y repartirá un total de seis premios, caracoles de oro, plata y bronce para las dos categorías a concurso: en salsa y en caldo. Todo ello para promocionar la excelencia de un plato “genuinamente cordobés” y objeto de suculentas e “innovadoras” recetas, según ha destacado el Delegado de Presidencia, Políticas Transversales y Fomento Comercial del Ayuntamiento cordobés, David Luque.

Luque ha presentado dicho certamen, que cuenta con el apoyo del Consistorio, en una rueda de prensa en la que ha estado acompañado por el Presidente de la Asociación de Comerciantes Caracoleros Cordobeses, José Antonio Henares.

El concurso se realizará mediante sendas catas a ciegas y, según ha indicado Henares, se ha velado para que sea “transparente” y justo. El jurado está presidido por el Concejal de Presidencia, quien delega en el Jefe de Gabinete de Alcaldía, Juan Jesús García Martínez, y lo integran como vocales la funcionaria del Ayuntamiento cordobés Dolores Serrano; el catedrático de Nutrición del Departamento de Bromatología y Tecnología de los Alimentos de la Universidad de Córdoba, Rafael Moreno; el Vicepresidente del Colegio de Veterinarios de Córdoba, José Luis Prieto; el jefe de cocina en el Parador de la Arruzafa, Timoteo Gutiérrez, y la Vicepresidenta del Aula del Vino de Córdoba, Concha Torrecilla.

La VII Caracolada Popular se desarrollará el próximo 15 de mayo en el espacio de iniciativas ciudadanas de Las Setas, zona de Noreña, y el público asistente podrá degustar gratuitamente 1.000 kilos de caracoles y compartir una jornada de convivencia amenizada por actuaciones musicales y que contará con sorpresas. La subvención del Ayuntamiento financia el coste del género que se cocinará para hacer las delicias de cientos de personas.

Sobre la degustación masiva, Henares ha resaltado que en una hora y media suelen agotarse los mil kilos de caracoles. Y respecto a la temporada de caracoles de este año, ha indicado que el mal tiempo ha afectado a las ventas y que no todos los puestos venden tanto como los más boyantes, por lo que “a algunos les cuesta el dinero mantenerlos abiertos” porque los gastos fijos no se compensan.

A preguntas de los medios de comunicación, Henares ha precisado que ningún caso de intoxicación como los conocidos hace semanas se produjo en puestos de los instalados en calles y plazas de la capital cordobesa.

Por último, cabe destacar que la asociación de Comerciantes Caracoleros Cordobeses otorgará un reconocimiento a su tesorero fallecido recientemente, José Pérez Rojano, por todos los años que dedicó su intenso y entusiasta trabajo al sector y al auge de esta actividad en la ciudad de Córdoba.