Tabaco.

Javier Collado

Supermercados Piedra

Dobuss

Tabaco.
Tabaco.

Redacción. Una investigación conjunta desarrollada por la Guardia Civil y la Agencia Tributaria, en el marco de la denominada operación ‘Picado II’, ha permitido desmantelar la infraestructura de almacenamiento y distribución de una organización de contrabando de labores de tabaco, llevando a la detención de seis personas y la incautación de 88.074 kilos de tabaco valorado en 14 millones de euros, en lo que supone la mayor aprehensión de picadura de liar realizada hasta la fecha en España, doblando la intervención realizada en noviembre del pasado año cuando fueron intervenidos 41.500 kilos de picadura.

Los detalles de la operación han sido dados a conocer por el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, el general de la IV Zona de la Guardia Civil, Laurentino Ceña, y el delegado especial de la Agencia Tributaria, Alberto García Valera, durante una rueda de prensa celebrada en Sevilla.

Tanto las investigaciones que dieron origen a aquellas incautaciones como las actuales, han sido llevadas a cabo de forma coordinada por la Unidad de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria en Granada y la Unidad de Policía Judicial de la Guardia Civil de Baeza (Jaén), y presentan patrones similares existiendo, además, vinculación entre ambos entramados, previos a la desarticulación del primero.

Al igual que en aquella ocasión, las actuaciones se inician tras tenerse conocimiento, a través de la Asociación de Estanqueros de Jaén, del descenso injustificado de las ventas de tabaco.

Los investigadores contrastaron la circulación y venta ilícita de bolsas de cigarrillos entubados y comercializados sin cumplir los requisitos sanitarios, y comprobaron que la distribución de estos cigarrillos se efectuaba mediante un esquema idéntico al de la red desarticulada en noviembre, mediante su publicación en determinadas páginas web que ofrecen este tipo de tabaco para ser fumado.

El esquema detectado partía de una empresa que adquiría y transformaba las hojas de tabaco, facilitando la picadura a otras firmas y particulares, simulando ser una mera comercializadora mayorista de hojas sin acondicionar destinadas a un consumo distinto al de ser fumado como labores del tabaco.

En la medida en que esta mera distribución no implicaba manufactura ni evidenciaba su destino al mercado de las labores del tabaco, la empresa conseguía eludir el control de las autoridades competentes sanitarias, fiscales y reguladoras del producto, que sí hubiesen intervenido su actividad en caso de conocer que la finalidad del producto era el ser consumido como labor, como se reveló tras las actuaciones.

Los investigadores detectaron cómo esta empresa, en un corto periodo de tiempo, aumentó significativamente tanto sus compras de productos de tabaco sin manufacturar a productores nacionales, como a otros países como Polonia, Estonia o Bulgaria.

La red disponía de una gran cartera de clientes que iba en aumento y que captaban mediante su página web, cuyo servidor se ubicaba en Francia. Incluso, llegaron a colgar en la red varios tutoriales, en los que se mostraba la forma de entubar los cigarrillos.

Tras numerosas vigilancias y seguimientos de los objetivos sospechosos, los investigadores detectaron tres naves, una en Benahadux (Almería) y dos en Huércal de Almería (Almería) donde se estaban realizando labores de manufacturación del tabaco en rama para su conversión en producto apto para ser fumado.

La mercancía se distribuía posteriormente a otras empresas, principalmente de Andalucía, todas de reciente creación, y a particulares en toda España a través de empresas de mensajería.

Tanto los detenidos como los géneros intervenidos han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción nº 1 de Almería. La investigación continúa abierta, por lo que no se descarta la realización de nuevas detenciones.

Así, en el periodo enero-diciembre 2015, las ventas en estancos han crecido respecto del año anterior un 1,49% en Huelva, un 5,6% en Cádiz, un 7,16% en Málaga, un 2,96% en Sevilla, un 1,66% en Granada y un 0,25% en Almería, frente al descenso de Jaén (-5,11%) y Córdoba (-0.91%), provincias, estas dos últimas, donde se concentraba el área de influencia de la organización desarticulada el pasado noviembre y la desmantelada ahora en ‘Picado II’.